shopping especial verano

SHOPPING ESPECIAL VERANO Compras patrocinadas Estas ofertas han sido seleccionadas por un equipo de elPeriódico de forma independiente en base a su criterio y experiencia. elPeriódico obtiene una comisión de las ventas a partir de los enlaces de esta página. Todos los precios de compra incluidos en este artículo están actualizados.

Todo lo necesario para convertirse en submarinista

El buceo o submarinismo cada vez tiene más adeptos. Le contamos las diferencias con el snorkeling y le explicamos las claves para convertirse en buceador.

¿A quién no le apetecería entrar en el mar, hasta el fondo, y poder observar en primera persona su ecosistema natural?

¿A quién no le apetecería entrar en el mar, hasta el fondo, y poder observar en primera persona su ecosistema natural?

9
Se lee en minutos
Irene Díaz

Las visitas a la playa son tradición para muchos en verano. Resultan ideales para desconectar y relajarse, y muchos las aprovechan para vivir nuevas experiencias, como practicar buceo o snorkeling (buceo a pulmón libre o en apnea).

Y es que… ¿A quién no le apetecería entrar en el mar, hasta el fondo, y poder observar en primera persona su ecosistema natural? Potencialmente, a todo el mundo, aunque no todos se atrevan.

En este artículo abordamos las diferencias entre el buceo (también llamado submarinismo) y el snorkeling, y desterramos mitos, como el de que es una actividad peligrosa. Lo cierto es que el buceo tiene sus riesgos, pero es una actividad muy segura.

Y para muestra de lo anterior, arrojamos un dato: un seguro de buceo cuesta en torno a los 30 o 35 euros, mientras que uno de montaña y senderismo roza los 90 euros. Esto es así por la baja siniestralidad de esta actividad recreativa.

Y otro dato que habla por sí mismo: PADI, organización internacional líder en certificaciones de buceo a nivel mundial, encargada de regular todo lo relativo a esta disciplina, permite que los menores que hayan cumplido diez años cursen formaciones de iniciación. 

Nos lo ha contado Juan Pablo Camblor, director de ZOEA, escuela de buceo y centro de difusión e investigación del medio marino que cuenta actualmente con más de 18.000 alumnos titulados. Una voz más que autorizada, pues lleva treinta años dedicado a la enseñanza de submarinismo y biología marina, tanto en su sede de Madrid, como en la de la costa.

¿Qué es el buceo?

Antes de meternos de lleno en el tema, lo primero es entender de qué estamos hablando.

Camblor define el buceo como “respirar bajo el agua con un equipo autónomo”, es decir, “sin mantener contacto alguno con la superficie”.

Esta actividad fue inventada por Jacques-Yves Cousteau, oficial naval francés, explorador, investigador y biólogo marino, quién además fue inventor del regulador a demanda, un dispositivo fundamental para sumergirse. 

Cousteau es un referente para los buceadores y amantes del mar, y probablemente el oceanógrafo más famoso del mundo.

Por ello, si usted está pensando en probar el buceo recreativo, debería revisar sus libros, películas y series. Ya le adelantamos que recibió tres Óscar y una Palma de Oro. 


¿En qué se diferencian buceo y snorkeling?

-     “El snorkeling es una actividad recreativa que consiste en observar el fondo del mar desde la superficie".

Para practicarlo sólo hacen falta unas gafas, un tubo y unas aletas. Ayudándose de este equipo se realizan inmersiones se realizan inmersiones aguantando la respiración, es decir, a pulmón libre o en apnea, para acercarse al fondo o para observar más de cerca un organismo o una formación submarina.

Según detalla, la apnea es una actividad atlética y para practicarla con comodidad es necesario preparar el cuerpo y la mente para retener la respiración durante los buceos.

Para practicar buceo, por el contrario, no hace falta tener una condición física especial (por ello solo es una actividad recreativa y no atlética).

Otra de las diferencias es que para hacer submarinismo es imperativa una rigurosa formación previa, para entender los cambios físicos y los fenómenos fisiológicos que se producen al someter nuestro cuerpo a la presión durante una inmersión.

Asimismo, también hace falta una acreditación oficial para practicarlo.

En el caso del buceo en apnea (snorkeling), también conviene recibir formación para disfrutar de la actividad con seguridad, pero no requiere de acreditación oficial.

Todo lo que necesita para practicar buceo

Un ordenador de buceo

Los ordenadores de buceo son dispositivos electrónicos que se llevan en la muñeca. 

Se trata de un elemento de seguridad que muestra en una pantalla la información imprescindible para bucear con seguridad: 

  • La profundidad.

  • La duración de la inmersión.

  • El tiempo restante antes de entrar en descompresión (las paradas recomendadas para favorecer la liberación del nitrógeno disuelto en nuestros tejidos y así volver a la superficie evitando el riesgo de padecer la denominada enfermedad descompresiva).

Ordenador de buceo unisex: Cressi Leonardo

practicar buceo

COMPRAR EN AMAZON POR 152,99 €

Por su bajo precio, resulta una elección estupenda para familiarizarse con este dispositivo, y también para todos aquellos que aún están indecisos, pues no supone un desembolso económico muy grande y, por tanto, un compromiso.

Cuenta con una pantalla amplia y detalles como la distribución de la información o el contraste están pensados para que consultarlo sea muy sencillo.

Su diseño es ergonómico para que sea cómodo.

Un traje de buceo

Contar con un traje de buceo propio en vez de usar uno alquilado tiene muchas ventajas. La primera es una cuestión sanitaria, de higiene. La segunda tiene que ver con la temperatura.

- “Buceando se puede llegar a pasar mucho frío, así que contar con un buen traje es importante, porque se va mucho más abrigado si el traje es bueno”, explica Juan Pablo Camblor.

Traje de buceo premium: Hevtoe 

practicar buceo

COMPRAR EN AMAZON POR 177,26 €

Se trata de un traje premium, con 30 días de garantía.

Fabricado en un neopreno de 3 mm y nylon, resulta suave, cómodo y agradable para la piel. 

Sus costuras son planas y ayudan a flotar más fácilmente.

Es adecuado para temperaturas en torno a 50 ℉ y 67 ℉.

El buceo tiene sus riesgos

Aunque el buceo es una actividad muy segura, si usted se determina a practicarlo debe tener presente que conlleva riesgos, concretamente todos los riesgos asociados a las actividades que se desarrollan en el agua.

Entre ellos, hipotermia, calambres, agotamiento y otras circunstancias que puedan provocar un descenso brusco de la energía o del control motor del cuerpo.

Asimismo, existen riesgos asociados al mal juicio de los submarinistas, como quedarse sin aire, perderse, o entrar en un espacio, confinado (como una cueva o el interior de un barco hundido).

-     “En Zoea siempre decimos que la seguridad no depende ni del equipo que lleves, ni de la formación que tengas, ni de tus compañeros o de cualquier otro factor externo. La seguridad siempre depende de la aplicación del buen juicio”.

En este sentido, Camblor recalca la importancia de no relajarse ni quitarle importancia a esta cuestión durante los cursos de formación para concienciar bien a los futuros submarinistas.

Sobre todo, desde que la forma de acceder a los cursos se ha relajado, pues ya no siempre es imperativa la certificación de un médico para poder hacer los cursos.

En la actualidad, basta con superar un cuestionario establecido en el Real Decreto 550/2020, de 2 de junio, por el que se determinan las condiciones de seguridad de las actividades de buceo.

Si este no se supera, sí sería necesaria una certificación médica. No obstante, desde Zoea recomiendan pasar por consulta médica a todos los interesados y, particularmente, a partir de los 45 años

Equipo ligero: aletas, máscara y tubo

Las aletas, la máscara y el tubo se denominan equipo ligero.

Si bien el tubo es más propio del snorkeling, los buceadores a menudo lo utilizan en superficie, para no consumir el suministro de gas.

Aletas para mar y piscina: Cressi Light Short

practicar buceo

COMPRAR EN AMAZON POR 156,49 €

La aleta corta Cressi Light Short es la ideal para nadar en la piscina o en el mar o para proteger los pies mientras se practica snorkeling ligero en zonas rocosas.

Es uno de los modelos mejor valorados y más vendidos, entre otras cosas, por su reducido tamaño que permite llevarla de viaje o en el bolso de entrenamiento.

Pero, más allá de esto, su diseño permite un aleteo progresivo y una transmisión de la cada patada muy eficiente. Según los nadadores, el calzante encaja como un guante.

Disponen de una zona posterior más gruesa y reforzada y una lengüeta para facilitar su colocación.

Asimismo, y como todas las aletas Cressi, la base tiene la rigidez exacta para evitar calambres en la planta del pie.

Los expertos las recomiendan para nadar porque su diseño consigue ganar mayor velocidad con cada patada al mismo tiempo que se fortalece la musculatura de las piernas.

Tubo: Cressi Ultra Epsilon Dry

practicar buceo

COMPRAR EN AMAZON POR 30,99 €

Este resulta muy económico porque está rebajado al 28%. Se lleva cuatro estrellas y media en Amazon y cuenta con 1.645 valoraciones. 

De la marca italiana Cressi, que siempre es una garantía.

¿Cómo sé que puedo bucear?

Si se está planteando practicar submarinismo probablemente se esté preguntando por aquellas condiciones inhabilitantes. El director de ZOEA responde:

“Bucear no es muy exigente, no exige condiciones físicas especiales. Casi todo el mundo puede bucear porque es un deporte de concentración, de introspección. No es necesario ser especialmente intrépido ni demostrar un alto desempeño atlético”.

No obstante, matiza que hay ciertas condiciones médicas que son contraindicaciones absolutas, como ciertos problemas mentales (agorafobia, psicosis), ciertos tipos de problemas de corazón, de oído, o ciertos tipos de asma.

Chaleco hidrostático

El chaleco que habitualmente visten los submarinistas y que sirve para fijar la botella a la espalda y como elemento de flotabilidad. Va conectado al gas de la botella.

Se llena con un poco de aire y gracias a él se consigue la denominada flotabilidad neutra, que es lo que persigue todo buceador, “no hundirse y tampoco flotar, quedarse lo más estático posible”, explica Camblor.

Chaleco hidrostático Unisex: Cressi Start Pro

practicar buceo

COMPRAR EN AMAZON POR 274,54 €

Se trata de un chaleco ultraligero, pero 100% polivalente para todo tipo de buceo. 

Su estructura es plegable, es muy ligero (2100 gramos), pero a la vez robusto y flexible. 

Cuenta con una cámara de aire dorsal de gran capacidad de elevación con elásticos de contención.

Asimismo cuenta con hombreras con costuras internas para evitar cualquier roce. 

Así son las formaciones para certificarse

Una vez superado el cuestionario o conseguida la certificación médica, el siguiente paso es superar el curso de formación. Porque como antes se adelantaba, sin superarlo no está permitido ni es seguro practicar buceo.

En los cursos de Zoea, en concreto, se aprenden conceptos de seguridad, de fisiología, de física, de equipamiento, habilidades básicas de buceo, montaje del equipo, entrada en el agua, control de la flotabilidad con el chaleco, vaciado de máscara, y otras destrezas imprescindibles para esta actividad.

Regulador

El regulador a demanda es el dispositivo inventado por el mencionado Jackes Cousteau, y también por el ingeniero francés Emile Gagnan.

Consta de un elemento que se conecta directamente al grifo de la botella (la primera etapa) y otro elemento (segunda etapa) que se lleva en la boca. 

También incluye un latiguillo para hinchar el chaleco con el gas de la botella y una consola que nos informa sobre la presión que hay en la botella, es decir, el suministro de gas disponible para el buceador.

Qué tener en cuenta antes de comprar el equipo

En primer lugar, es importante considerar que existen muchos fabricantes de material de submarinismo. 

Como en todas las industrias de este tipo, podemos encontrar marcas premium que ofrecen productos de estética más cuidada, con materiales costosos,  modelos diseñados para usos muy específicos y, por supuesto, con altos precios para proteger la imagen de estas marcas exclusivas.

Otros fabricantes ofrecen productos de menor precio pero, en muchas ocasiones, de iguales prestaciones.

 Los precios claramente serían muy distintos en cada caso:

●      Un regulador premium puede costar unos 1000 €. Uno más modesto, unos 500 €.

Noticias relacionadas

●      Un traje de buceo premium puede costar unos 500 €, frente a los 200 € de los más modestos.

●      En el caso del ordenador de buceo se nota especialmente la diferencia, pues los hay desde los 150 € hasta los 2000 €.