Ir a contenido

UNA ENTIDAD DE SANT ANDREU

Creadores unidos

La Associació d'Artesans de Sant Andreu reúne a una docena de artístas con raíces en el barrio

Carme Escales

En familia 8Integrantes de la Associació dArtesans de Sant Andreu, creada hace año y medio.

En familia 8Integrantes de la Associació dArtesans de Sant Andreu, creada hace año y medio. / JOAN CORTADELLAS

Quien conoce bien Sant Andreu sabe cuáles son sus arterias de movilidad principales y más transitadas, por vehículos y por transeúntes. La calle Gran de Sant Andreu, la rambla de Fabra i Puig... Y que luego existe un entramado de callejuelas más solitarias, tranquilas, más liberadas de tránsito rodado, y por tanto de polución y ruidos. Crecen en ellas naranjas, que aunque no sean comestibles, pintan sus colores sobre el verde de las hojas en los naranjos que se alinean a ambos lados de calles de casitas unifamiliares como las de cualquier pueblo, con patio trasero y terrado.

Y mientras los naranjos florecen en el exterior, en el interior de algunos locales, que son los bajos de esas mismas viviendas familiares a pie de calle, pintan, esculpen, estampan, cortan patrones y cosen los artesanos de Sant Andreu.

Los orígenes

Hace aproximadamente un año y medio, "en un pequeño taller de joyería que ya no existe, Rosa, su propietaria, pensó que sería bueno contactar con otros artesanos y proponerles unirse para crear iniciativas conjuntas", explica Ariadna Trias, que es una de las actuales miembros de la Associació d'Artesans de Sant Andreu. Porque la propuesta de aquella artesana de las joyas dio lugar a la asociación que hoy aglutina a una docena de artesanos del barrio.

Trias crea camisetas y sudaderas, las estampa con frases, refranes populares catalanes o motivos tradicionales. Pere Sacot encuaderna libros como se ha hecho toda la vida. Contxita Payarol es ceramista y crea regalos culturales y obras que tienen aplicaciones arquitectónicas. El metro de Estocolmo luce un mural suyo. Toni Micó es fotógrafo y hace 22 años que compagina sus trabajos fotográficos más personales con cursos y talleres de fotografía que él mismo imparte en su propia escuela. Teo es herrero. Hugo y Silvia se dedican al diseño gráfico y la caligrafía. Hay también quien restaura muebles y diseña joyas. Ester Rica diseña ropa. Tiene colección propia y ella misma se encarga del patronaje y la costura. Hace ropa y complementos para adultos y niños, y organiza talleres para que los niños aprendan a hacer ropa.

Ganas de hacer cosas

En noviembre, con motivo de la fiesta mayor de Sant Andreu, los artistas del grupo anuncian conjuntamente sus jornadas de puertas abiertas. "Algunos vecinos ni siquiera saben qué hacemos", dice Ariadna Trias. Y eso que la mayoría de los socios son hijos de Sant Andreu. "La asociación nació con muchas ganas de organizar actividades conjuntas para dar a conocer nuestros trabajos artísticos. Sabíamos que juntos podría facilitar también la comunicación con el ayuntamiento", explica la ceramista Contxita Payarol. "Pero en el día a día se nos van las horas trabajando cada uno en su cau", apunta el encuadernador Pere Sacot.

"Igualmente, aunque cada cual trabaje solo en su taller, porque los artesanos trabajamos mucho en solitario, al habernos asociado sabemos que unos metros más allá, en la calle de al lado, hay alguien como tú también trabajando -añade Sacot-. Compartimos horarios y cuando lo necesitamos compartimos preocupaciones, alegrías o inquietudes. La sensación de pertenencia al grupo la tenemos y eso nos ayuda".

El grupo se reúne una o dos veces al mes. "La intención y las ganas de hacer más cosas siempre surgen y, aunque luego el día a día nos reclame a cada uno en su taller, esta unión, conocer a los que se dedican como nosotros a un trabajo artesanal, es importante", indica la diseñadora de ropa Rica.

0 Comentarios
cargando