Ir a contenido

Tropezón en eL Canòdrom

Los vecinos del Congrés i els Indians presentan alegaciones a la modificación del PGM presentada por el Distrito de Sant Andreu para reordenar el suelo del entorno del antiguo recinto de carreras

LUIS BENAVIDES
BARCELONA

La propuesta de modificación del Pla General Metropolità (PGM) del entorno del antiguo Canòdrom Meridiana presentada por el equipo de Raimond Blasi, concejal del Distrito de Sant Andreu, ha puesto en pie de guerra a los vecinos y entidades que desde hace ocho años luchan por una decena de equipamientos en estos terrenos.

La Coordinadora d'Entitats del Congrés i els Indians, integrada por unas 30 entidades del territorio, han presentado alegaciones porque entienden que en el 2013 pactaron con el actual consistorio unas superficies y unos equipamientos que no han sido respetados ahora en la MPGM presentada. «En la propuesta de modificación presentada por el Distrito faltan 3.226 metros cuadrados de los 8.400 previstos en el plan vigente. En esa superficie teníamos previsto levantar varios equipamientos, ya consensuados. Si no pueden construir ahora las residencias para gente mayor y huérfanos disminuidos, por un tema de competencias, deberían reservar el suelo», explica Betlem Ayúcar, presidenta de la Associació de Veïns Congrés-Indians.

ACLARACIÓN MUNICIPAL / El ayuntamiento ha explicado punto por punto a los vecinos la modificación del PGM, y recibirán por escrito la respuesta formal a sus alegaciones. «Seguimos el plan previsto, pactado en mayo del 2013. No ha cambiado nada. Eso sí, en la modificación solo tocamos las piezas de titularidad municipal, que son las manzanas del Canòdrom y de Can Ros», explica Blasi, en referencia a una parcela privada situada en Meridiana catalogada como equipamiento, propiedad del Párking Arenal (Meridiana, 341). «Solo la expropiación costaría unos 10 millones, y ahora no es posible. Pero el suelo ya está catalogado como equipamiento», añade el concejal.

OTRAS QUEJAS / Los vecinos no entienden por qué la propuesta de modificación divide el esperado centro cívico en dos edificios, cuando estaba previsto en la parcela que ahora ocupan temporalmente unas pistas de petanca (calle de Cardenal Tedeschini), y elimina la guardería municipal. «Los dos bloques del centro cívico, con 1.250 y 800 metros cuadrados de superficie, no cumplen con las necesidades demandadas por el barrio y ocupan el espacio de la guardería. El espacio juvenil que proponen solo tiene 50 metros cuadrados. Es ridículo», denuncia Ayúcar.

En la guerra de los números, el ayuntamiento aclara que «más allá de la reserva de superficie, lo que es relevante para los equipamientos es el techo asignado». En este sentido, Blasi recuerda que una pieza reservada para el pabellón subterráneo, pone como  ejemplo, también podría dar cabida en altura a otros equipamientos para el barrio. «Ahora solo se trata de modificar los usos del suelo. Ya habrá tiempo de trabajar con los vecinos la forma de estos servicios», subraya el concejal.

Otra de las alegaciones hace referencia al aparcamiento. «53 nuevas plazas de coche y otras 15 de moto con la ampliación de un aparcamiento B:SM ubicado en Concepción Arenal con Cardenal Tedeschini es insuficiente», afirma Carles Perapoch, presidente de la Coordinadora d'Entitats del Congrés i els Indians. «En la actualidad, el aparcamiento B:SM de Concepción Arenal tiene muchas plazas libres», responde Blasi. Habrá que ver si la respuesta municipal convence al final a los vecinos.

0 Comentarios
cargando