Ir a contenido

SUERTE Y APETITO

La 'drag queen' saca las bolas

Seagram's New York Hotel celebra un divertido 'bingo bruch' los sábados y domingos

ALBERTO GONZÁLEZ / Barcelona

Fotografía de una ’drag queen’ participando en el evento.

Fotografía de una ’drag queen’ participando en el evento.

Hace años que los 'brunch' cuajaron entre la población joven barcelonesa. Una opción a medio camino entre el desayuno y la comida que ha proliferado en las zonas más concurridas de la ciudad. Pero posiblemente la propuesta más transgresora es la que llega ahora de la mano de Seagram’s Gin, la icónica ginebra americana, que hasta el 14 de julio vuelve a transformar el Hotel 1898 (La Rambla, 109) en el Seagram's New York Hotel o, lo que es lo mismo, un pedacito de las tendencias neoyorquinas más actuales.

Una de ella es precisamente el Bingo Brunch, que tiene lugar todos los sábados entre las 12.00 horas y las 17.00 horas y que ofrece la posibilidad de jugar a este divertido juego y, de paso, optar a llevarnos un dinerito. Para darle una vuelta de tuerca es presentado por una 'drag queen', quien se encarga de cantar los números con desenfado, haciendo participar a los asistentes y poniendo la nota divertida a la sesión.

Paralelamente, los asistentes podrán degustar un menú brunch (30 euros), consistente en huevos Benedict (huevo 'poché' con salsa de mantequilla, mostaza de Dijon y limón, sobre pan esponjoso 'crumpet', acompañado de salmón ahumado y kale salteado); 'waffle' sándwich (pollo frito con guacamole y mayonesa picante, lechuga, tomate y bacon, entre panes de gofre); un sano bol con yogur natural acompañado de frutas del bosque, semillas de chía y crujiente de avena; y una 'cookie' de caramelo salado elaborada por Magnolia Bakery (famosa cadena de panaderías fundada en Nueva York).

Además, los asistentes podrán aprovechar para degustar alguno de los cócteles diseñados por Dear Irving, que en el 2010 fue considerado entre los diez mejores establecimientos especializados del mundo por 'Tales of the Cocktail'. Entre sus creaciones hay combinados tan sugerentes como el Almost Mimosa (con ginebra Seagram’s, licor de albaricoque, 'bitter' italiano, naranja y cava); el Gibson (Seagram’s, vermut blanco y salmuera de cebolla) o el Pearl Collins (Seagram’s, hierbabuena, limón, sirope de té de jazmín, vino, aperitivo y soda). Habrá que ir con cuidado, no sea que el alcohol nos nuble la vista y se nos escape alguna línea o bingo.

Temas: Hoteles