Escritos de defensa

Pujol argumenta que "nunca" hizo un uso abusivo de la Presidencia de la Generalitat

  • El primogénito se remonta al excomisario Villarejo y a la "Operación Cataluña" para pedir la absolución

  • Sus hermanos también solicitan ser exonerados, al negar los hechos que les atribuyen las acusaciones

Jordi Pujol y Marta Ferrusola, en una imagen de febrero de 2020

Jordi Pujol y Marta Ferrusola, en una imagen de febrero de 2020 / JOAN MATEU PARRA

3
Se lee en minutos
Ángeles Vázquez
Ángeles Vázquez

Periodista

Especialista en Tribunales y Justicia

Escribe desde Madrid

ver +
J. G. Albalat
J. G. Albalat

Redactor

Especialista en Judiciales

Escribe desde Barcelona

ver +

El expresidente de la Generalitat Jordi Pujol solicitará su libre absolución en el juicio que se celebrará contra él y sus siete hijos en la Audiencia Nacional por distintos delitos relacionados con la corrupción en el caso al que dan nombre. El cabeza de familia asegura que "no existe un solo ingreso en el patrimonio" familiar "que tenga relación causal con un abusivo e ilegítimo ejercicio de su autoridad y potestades públicas". En su escrito de defensa, al que ha tenido acceso EL PERIÓDICO, trata de neutralizar con la herencia que le dejó su padre, Florenci Pujol, las acusaciones que le dirigen la Fiscalía Anticorrupción y las acusaciones que ejercen Podemos y Grand Tibidabo. La Abogacía del Estado no pide pena para él.

Sus hijos, incluido el primogénito, Jordi Pujol Ferrusola, que se enfrenta a la petición de pena más alta (29 años de cárcel por parte del fiscal y 2,9 por la Abogacía del Estado), también solicitan la libre absolución. Todos comienzan sus escritos hablando del excomisario José Manuel Villarejo, principal imputado en el 'caso Tándem', en el que se investigan las 'cloacas policiales', y quien ha mencionado en varias ocasiones la "operación Cataluña", con la que afirma que se investigó a políticos catalanes. Salvo Oriol, ninguno la menciona expresamente, pero apuntan a una "operativa de acoso coactivo sobre la propiedad y ejecutivos y empleados de la Banca Privada d’Andorra" para llegar a sus fondos, que niegan haber obtenido por la comisión de delito alguno.

Los hermanos que comparten a Cristóbal Martell como abogado alegan que regularizaron su situación ante la Agencia Tributaria: Josep acogiéndose a la amnistía fiscal de 2012 y el resto, a través de declaraciones complementarias. Oriol argumenta que canceló en 2010 la cuenta de Andorra donde guardaba la parte que le correspondía de la herencia de su abuelo, a cuyos fondos renunció. Su abogado, Javier Melero, llega incluso a instar en su escrito a la desclasificación de los documentos de la "operación Cataluña" del Ministerio del Interior durante el Gobierno de Mariano Rajoy.

Depósito del padre

En solo tres páginas el 'expresident' se opone a la acusación que le dirige el fiscal y que asciende a 9 años de cárcel por asociación ilícita y blanqueo de capitales. Anticorrupción sostiene que la familia Pujol se enriqueció, al menos desde 1990, gracias al ascendente del patriarca al frente de la Generalitat. En su escrito, Pujol explica que su trayectoria profesional arrancó con "una fuerte vinculación con su padre, Florenci Pujol" y se remonta a Laboratorios Fides y a Banca Catalana.

"Pronto la actividad política pasó a reclamar el mayor empeño y esfuerzo y, es más, la propia actividad económica quedó también reorientada y al servicio del proyecto político", señala. La "profunda inestabilidad política y los riesgos que asumía" que "producían profunda inquietud y desasosiego en su padre" motivó que, "con voluntad de asegurar y garantizar la estabilidad económica de su nuera y nietos, Florenci Pujol hizo saber a su hijo y nuera que constituía un depósito en el exterior".

Noticias relacionadas

Cuando murió el abuelo, en 1980, los fondos ascendían a 140 millones de pesetas en dólares. Cuando en 1990 de la gestión de los fondos se ocupó el primogénito, ya había 500. Pujol precisa que "nunca en el ejercicio de su alta función pública torció su recto y digno ejercicio" para añadir que "no se prestó jamás a desplegar gestiones de invitación, incitación, sugerencia o influjo de prevalimiento sobre autoridades resolventes o funcionarios informantes en interés o a petición de sus hijos o cónyuge, ni tampoco fue nunca requerido por éstos en esa dirección".

Sus hijos describen unas circunstancias similares. El mayor, además, se refiere una a una a las operaciones en las que Anticorrupción le atribuye el cobro de comisiones para negar cualquier ilegalidad. En todos los casos la conclusión a la que llega es similar: "No consta intervención de Jordi Pujol Ferrusola ni sugestión, invitación o influjo de ningún tipo sobre funcionarios informantes o autoridades resolventes".