CLAUSURA DE LA UCE

Torra se suma a Puigdemont y pide "confrontación" con el Estado

Ve la independencia "más urgente que nunca" y anima a desobedecer "leyes injustas"

Reclama "unidad" a los partidos mientras defiende los postulados de JxCat

El president de la Generalitat pide disculpas por las disputas en el Govern. / ACN VÍDEO

2
Se lee en minutos
Daniel G. Sastre

El presidente de la Generalitat, Quim Torra, ha utilizado su discurso de clausura de la Universitat Catalana d’Estiu para lanzar dos mensajes, uno sanitario y otro político. Ha afirmado que en las próximas horas pedirá "más esfuerzos" a los catalanes en la lucha contra el virus, pero también que eso no puede "relegar" el objetivo de la independencia. De hecho, ha pedido perdón a los soberanistas por el estado de división que hoy en día presenta ese espacio político.

Torra, que no ha dado ninguna pista de cuándo serán las elecciones a pesar de que anunció en enero que eran inmminentes, ha pedido unidad a los partidos independentistas, pero de hecho ha defendido los postulados de JxCat en todo momento. En primer lugar, cuando ha vuelto a presentar la "desobediencia" y la "confrontación" como vías para alcanzar el Estado propio, igual que hace el ‘expresident’ Carles Puigdemont. Pero también atacando de nuevo al secretario del Parlament, Xavier Muro, por negarse a publicar expresiones contra la monarquía en el Boletín Oficial del Parlament.

JxCat afronta la precampaña con la duda de cuándo serán las elecciones, pero el principal mensaje de su campaña ya parece definido. Se trata de presentar a ERC como una fuerza pactista que no defiende lo suficiente la herencia del referéndum del 1-O, aunque su líder, Oriol Junqueras, esté en prisión por aquellos hechos.

El 'president', que en las últimas semanas ha tenido diferencias con Puigdemont sobre el calendario electoral, también defendió las tesis de JxCat cuando atacó a Muro. "Nos toca desobedecer leyes injustas. El Parlament es la sede de la soberanía nacional o no. Son cosas muy esenciales. Si nos creemos que la defensa de la libertad de expresión llega a las ultimas consecuencias nos lo creemos sí o no. Si creemos que la huida del rey es un acto inconcebible y debe tener consecuencias políticas es de sí o no. No hay matices en estos temas", ha dicho. Se da la circunstancia de que ERC, gran rival electoral de JxCat, ha defendido que los funcionarios de la Cámara no deben ponerse en riesgo, y rechazó la petición de los posconvergentes de cesar a Muro.

El reencuentro de los Països Catalans

Pese a esos mensajes, el ‘president’ ha insistido en la unidad del soberanismo. "Juntos somos más fuertes", ha dicho, tras precisar que, aunque en estos momentos pueda parecer que la gestión de la pandemia es una prioridad ineludible, "no se puede relegar de ninguna manera" la lucha por la independencia. "La gestión de la epidemia exige unos esfuerzos brutales, y una concentración nacional, pero no nos olvidemos de que la respuesta estratégica a la situación es la independencia de Catalunya, y en su momento el reencuentro de todos los Països Catalans", ha añadido.

Noticias relacionadas

En este sentido, ha asegurado que al soberanismo le hace falta "recuperar la confianza", y que a él mismo le ha "costado entender algunas reacciones de los partidos" habiendo líderes políticos "en la prisión y en el exilio". "A veces nos hemos encallado con temas absolutamente menores. Por parte de todos, yo lo hago, pido autocrítica, y pido perdón a los ciudadanos por estos momentos incomprensibles para mucha gente, que dice que cómo puede ser que no nos pongamos de acuerdo en estos momentos", ha afirmado.

Para solucionar esos conflictos, se ha encomendado a "la gente". "Tenemos que salvar y recuperar puentes dañados, y eso también lo provocará la gente. Estoy convencido de que la gente salvará esos puentes", ha dicho.