29 oct 2020

Ir a contenido

PLENO PARA LA RECONSTRUCCIÓN

Cs y PSC critican la "deslealtad" de Torra durante la pandemia

"El independentismo no mata el virus", avisa Roldán, que ve al 'president' "incapaz" de hacer frente a la crisis

Iceta dice que el Govern ha usado la crisis para "hacer avanzar su agenda" soberanista

Júlia Regué / Daniel G. Sastre / Xabi Barrena

La líder de Cs en Catalunya, Lorena Roldán, el pasado octubre, en un pleno del Parlament.

La líder de Cs en Catalunya, Lorena Roldán, el pasado octubre, en un pleno del Parlament. / RICARD CUGAT

Los dos principales grupos de la oposición en el Parlament, Ciutadans y el PSC, han criticado la "deslealtad" de Quim Torra durante la pandemia de covid-19. Durante el debate en la Cámara, tanto Lorena Roldán como Miquel Iceta se han quejado de que el presidente de la Generalitat ha tratado de utilizar la situación en beneficio propio, en vez de colaborar con el Gobierno y con la oposición en Catalunya. "Lamento decir que a veces ha parecido que su Govern quería aprovechar esta crisis para hacer avanzar su agenda independentista", ha dicho el líder de los socialistas.

Cs: "Irresponsabilidad, deslealtad e incapacidad"

Tras meses sorteando las críticas al Govern en pro de la "unidad" para hacer frente a la pandemia, Cs ha elevado este miércoles el tono contra el ‘president’ a quien acusa de actuar con "irresponsabilidad, deslealtad e incapacidad" durante el estado de alarma. Roldán ha exigido al jefe del Executiu que aparque sus planes secesionistas porque "el independentismo no mata el virus" y que cuente con la oposición para abordar la crisis socioeconómica que deja a su paso el covid-19.   

Roldán ha repasado las actuaciones del Govern, acentuando las decisiones más polémicas -el rechazo a los hospitales de campaña de la Unidad Militar de Emergencias (UME), las declaraciones del 'conseller' Miquel Buch sobre las 1.714.000 mascarillas, las aseveraciones de la portavoz del Executiu Meritxell Budó deslizando que en una Catalunya independiente hubiera habido menos fallecidos, y el papel de Torra en las conferencias de presidentes autonómicos- y ha criticado que el ‘president’ "se hayan pasado todo el estado de alarma protestando y pataleando" mientras exigía más recursos al Estado y la recuperación de las competencias cuando el Govern "no sabía gestionar las que tenía".

En pleno choque Cs-ERC en el Congreso de los Diputados a cuenta de las alianzas del Gobierno, Roldán ha presumido de su vuelta al "centro político y moderado" y ha lanzado un dardo contra los republicanos por solicitar la reanudación de la mesa de diálogo en sus negociaciones con el Ejecutivo de Pedro Sánchez. "Sus socios en el Govern piden la mesa de la vergüenza, y chantajean a un Gobierno débil para avanzar en la autodeterminación", ha espetado, y ha criticado que los independentistas votaran en el mismo sentido que PP y Vox en algunas prórrogas del estado de alarma "en contra de criterios científicos".

"Vuelve a tener todas las competencias, esté a la altura de sus fantasías y acierte", ha retado a Torra, y le ha recetado que suprima los "chiringuitos del ‘procés’" y destine 900 millones de euros a "salvar la crisis" eliminando partidas de Exteriors y duplicidades administrativas. Pese a las críticas, Roldán ha llamado a la "unidad" y ha dejado la puerta abierta a negociar con el Govern los presupuestos para el 2021, aunque dudan de que lleguen a un acuerdo.

Cs ha elaborado un plan de contingencia en el que proponen 49 medidas entre las cuales destaca la producción de test de detección rápidos, el incremento de hoteles medicalizados ante un rebrote, el aumento de la dotación de material, la creación de un registro de voluntarios y una bolsa de empleo de servicios esenciales, el impulso de programas terapéuticos, la dotación de ordenador e internet a todos los alumnos, la implantación de protocolos de prevención de riesgos laborales en los supermercados, la garantía de acceder a una vivienda estable para las personas sin hogar, la habilitación de un teléfono de atención al colectivo LGTBI+ y la elaboración de un plan calendarizado de refuerzo para reactivar la administración de Justicia.

PSC: "Consejos vendo que para mí no tengo"

Iceta, que ha subido a la tribuna antes de que se suspendiera la sesión, ha utilizado un tono constructivo en algunas ocasiones, pero no ha escatimado en críticas a la gestión de Torra. Sobre todo en un aspecto: el de la supuesta "deslealtad" del 'president', tanto con el Gobierno como con los grupos catalanes y los ayuntamientos.

"La lealtad no excluye críticas y discrepancias, pero sí utilizarlas para levantar muros. Hemos echado de menos lealtad en su Govern, con respecto al Gobierno y a los entes locales, que muchas veces se han encontrado solos. Y también ha faltado diálogo con las fuerzas políticas", ha dicho el líder del PSC.

Iceta también ha afirmado que Torra y su Govern han sido los primeros críticos con el Gobierno en los asuntos en los que no tenían competencias, para "hacer avanzar la agenda independentista", y en cambio se han conducido en muchas ocasiones con "excusas y memoriales de agravios" en las áreas que sí eran responsabilidad de la Generalitat. Lo ha resumido con un refrán castellano: "Consejos vendo que para mí no tengo. Nos parece que hay un énfasis muy grande en la reclamación y poco en la autoexigencia Y creemos que esa no es una forma de gobernar".

Frente a la política del enfrentamiento, el primer secretario del PSC ha subrayado que "la colaboración entre Salut y Sanidad ha sido permanente y buena". Y ha quitado importancia a las discrepancias: "El conflicto y la contradicción en la lógica de un Estado compuesto como el nuestro son bastante inevitables". "Desde el Estado se ha hecho un esfuerzo de trabajo conjunto", ha asegurado.

Catalunya En Comu-Podem: "Que el PSC deje de mirar a Cs y ERC, a JxCat"

La presidenta del grupo parlamentario de los ‘comuns’, Jéssica Albiach, empleó su intervención en reñir con aquellos que quiere gobernar en un futuro.  Albiach, tras reclamar, una vez más a Torra que convoque elecciones, por cuanto "un Govern en la interinidad no es el adecuado para reconstruir el país tras el episodio pandémico" auguró que la ciudadanía catalana debería elegir entre dos opciones. "La de Puigdemont y Torra, que ya han dicho que si ganan volverán a aplicar la receta unilateral", y la de "una entente entre las fuerzas de izquierda que", dijo, su fuerza pretende "impulsar".

Eso sí , la cimentación de ese acuerdo, según se deriva de su intervención, pasa por el ataque a sus pretendidos socios. Repasó Albiach todas las ‘conselleries" en manos de los republicanos (no así las de JxCat) y señaló que Alba Vergès apuesta "por primar la salud pública pero paga a la privada el precio más alto de toda España" y Economia "da una bonificación al personal sanitario que resulta clasista porque excluye, por ejemplo, a los trabajadores de la limpieza.

Del drama en las residencias aseveró que "se actuó tarde y mal, hasta que se pusieron bajo el paraguas de Salut" y, finalmente, en opinión de Albiach "el ‘conseller’ de Educació , Josep Bargalló, ha estado dando bandazos" durante toda la crisis.

Al PSC afeó que el PSOE no apoyara la creación de la comisión de investigación sobre Juan Carlos I y la de Felipe González y el GAL y que se opusiera un nuevo impuesto, el de las grandes fortunas. Albiach pidió al PSC "que deje de mirar a Ciudadanos" y a ERC, que haga lo propio con JxCat y se atrevan con medidas valientes.

CUP: "La crisis hace más urgente un nuevo embate al Estado"

"Si el coronavirus ha sido una pandemia que querríamos que fuera circunstancial el capitalismo es una pandemia histórica que sigue matando gente en todo el mundo", ha espetado al inicio de su intervención el diputado de la CUP, Carles Riera. Los anticapitalistas desdeñan emplear el concepto de ‘reconstrucción’ y tratan de traducirlo en una "gran transformación", con una hoja de ruta que bautizan como "programa de salvación nacional" que incluye medidas como la nacionalización de empresas, la prohibición de despidos o la regularización de las personas en situación irregular.

Riera ha cargado contra Torra por reclamar fondos a la UE, y ha avisado de que su propuesta es "equivocada y errónea" porque acarreará obligados recortes y altos intereses. "Las instituciones solo responden con recetas de siempre y como siempre la UE tampoco está a la altura, medidas sin valentía y ambición, de corto vuelo que se muestran inútiles", ha insistido, y ha abundado en que pretenden "rescatar un barco a la deriva, ecológicamente insostenible y humanamente insoportable" por las desigualdades.

El 'cupaire' también ha criticado el diálogo con el Estado porque, a su juicio, los independentistas acabarán negociando un pacto fiscal: "El diálogo con el Estado y con la comunidad internacional solo será efectivo desde la soberanía, en una nueva fase del conflicto en las instituciones. Y ahora la gravedad de la crisis hace este embate más urgente y necesario que nunca", ha zanjado.

Según ha podido saber este diario, los anticapitalistas presentarán una propuesta de resolución para impulsar una farmacéutica pública.

PPC: "Más impulso económico y menos 'procés'"

El PP, agarrándose a una frase de Torra del día en que dio la legislatura por finiquitada pero no puso fecha a las elecciones, pidió al ‘president’ que llame a las urnas cuanto antes. "Este es un Govern roto, en palabras suyas de enero. Su mandato no tiene recorrido", dijo el diputado Santi Rodríguez.

El representante popular ha cargado con dureza contra la gestión de Torra durante la crisis, en la que, según ha dicho, el Govern "ha actuado como un pollo sin cabeza".

En opinión de Rodríguez, que ha hecho referencia a episodios como las críticas del ‘conseller’ Miquel Buch al hecho de que el Gobierno enviase 1.714.000 mascarillas a Catalunya, el Ejecutivo catalán "vive mejor contra España de lo que viviría sin España".

Como solución a la crisis, ha propuesto una "receta" compuesta por tres elementos: "Más políticas sociales, más impulso económico y menos ‘procés’".