Ir a contenido

recurso al supremo

Junqueras y Romeva reclaman salir antes del 21 de mayo y que el permiso no se limite a las sesiones constitutivas

La defensa pide que los dos políticos también puedan entregar las credenciales, celebrar reuniones y comparecencias de prensa

ACN / Barcelona

Oriol Junqueras y Raül Romeva intervienen por videoconferencia desde la prisión en un acto electoral de ERC en Cambrils, el pasado 21 de abril.

Oriol Junqueras y Raül Romeva intervienen por videoconferencia desde la prisión en un acto electoral de ERC en Cambrils, el pasado 21 de abril. / ACN / GUILLEM ROSET

La defensa de Oriol Junqueras y de Raül Romeva ha presentado un recurso al Tribunal Supremo que reclama que el permiso que este ha dado para que los dos políticos salgan de la cárcel el 21 de mayo no se limite sólo a las sesiones constitutivas de las Cortes, sino que se alargue hasta las 17 horas o la hora de cierre, de forma que puedan realizar reuniones de trabajo con su partido o con quien lo pida, y asistan a compromisos de comunicación pública y prensa. Además, también pide que los dos presos puedan salir algún día antes del 21 de mayo para hacer los trámites en las dos cámaras, como el resto de diputados y senadores. "Si diputados y senadores pueden asistir a la sede de las cámaras deben poder hacerlo desplegando las facultades que les son inherentes como representantes electos", argumenta.

Según el recurso, resulta "imprescindible" que Junqueras y Romeva cumplan otros requisitos previos antes de asistir a la constitución de las Cortes. El escrito subrayado que el Reglamento del Congreso establece que antes de prestar juramento o promesa, el diputado deberá presentar su credencial y cumplimentar los trámites administrativos previos, incluyendo la declaración de actividades. Aunque la defensa reconoce que no hay una previsión legal expresa sobre el carácter personalísimo o no de estos trámites, remarca que "los usos abogan por garantizar que sea el diputado, en igualdad de condiciones que el resto, que pueda efectuar estos trámites personalmente". En el caso del Senado, continúa la defensa, "resulta incontrovertido" que exista un trámite personal previo "ineludible" en la asistencia al primer pleno.

El artículo 1 del Reglamento del Senado establece que los senadores electos deberán acreditar su condición mediante la entrega personal de la credencial a la Secretaría General de la cámara. También apunta que hay otros requisitos antes del juramento o promesa del cargo que se deben llevar a cabo en fechas anteriores a la constitución del Senado, tal como regular el artículo 11 y "de acuerdo con la práctica habitual y en igualdad de condiciones que el resto de senadores". "Para evitar que la asistencia al pleno del 21 de mayo resulte en una actuación frustrada por falta de cumplimiento de los requisitos previos y personalísimos, debería articularse un permiso de salida previo al día 21, el viernes 17 o el lunes 20 de mayo", concluye el escrito. Respecto a la salida del día de la constitución de las Cortes, la defensa pide ampliar las condiciones del mismo "para no reducir a una mera formalidad la solicitada protección de los derechos previstos en los artículos 23 de la Constitución y 3 de la Convención Europea de Derechos Humanos".

A su juicio, establecer que los dos parlamentarios deben ser debidamente custodiados y devueltos sin dilación en prisión cuando termine la sesión "restringe los derechos de los parlamentarios de forma extrema sin motivo que lo justifique, a no ser que la protección del derecho lo sea solo en apariencia". La defensa continúa su argumentación apuntando que una vez se ha autorizado la salida al pleno, "no tiene sentido restringirla a la mera formalización del trámite de adquisición de la condición de diputado", el trámite imprescindible para después ser suspendidos, tal y como pide Vox, apunta el escrito, que recuerda que ejerce la acusación popular pero también es un partido rival del de Junqueras y Romeva. "Los derechos fundamentales solo se respetan si son efectivos y no meras formalidades o apariencias", insiste el escrito, que exige el mismo trato que tienen todos los diputados y senadores.