17 feb 2020

Ir a contenido

Panorama postelectoral

Casado no afeará a Rivera que pacte con Sánchez

Juan José Fernández

Pablo Casado, ante la prensa tras la última reunión de la cúpula del PP, el pasado 30 de abril.

Pablo Casado, ante la prensa tras la última reunión de la cúpula del PP, el pasado 30 de abril. / CARLOS PÉREZ (EFE)

El presidente del Partido Popular, Pablo Casado, no reprochará a Albert Rivera que pacte con Pedro Sánchez, en el hipotético caso de que llegaran a algún acuerdo para la próxima legislatura, y mantendrá un perfil bajo de comentario sobre conversaciones que pudieran mantener el líder socialista y el de Ciudadanos.

Fuentes próximas al presidente del PP refieren cómo Casado ha expresado su preferencia por este escenario sobre uno en el que Sánchez se vea obligado a apoyarse en Podemos o en fuerzas nacionalistas para gobernar en la nueva etapa.

Pero en el calendario más inmediato, antes de cualquier conversación formal Sánchez-Rivera, está el encuentro Sánchez-Casado. El líder de los populares piensa llevar a su reunión con Pedro Sánchez, prevista para el próximo lunes a las 13:00, una maleta de temas de conversación similar a la que llevó a la reunión que mantuvo con él el pasado 2 de agosto en Moncloa, el único encuentro que han mantenido ambos líderes: aplicación de la Constitución en Catalunya, alivio de la presión fiscal, su concepto de Silver Economy (economía orientada a la tercera edad), acciones contra la violencia de género y un programa de infraestructuras con énfasis sobre la endémica carencia de agua en el sureste. 

Pese a la nueva actitud de desmarque de Vox que está evidenciando el líder de los populares, en la campaña del 26-M matizará sus epítetos contra la formación de extrema derecha, informan fuentes cercanas al presidente del PP, consciente de las necesidades distintas de apoyos que puedan tener los candidatos populares en diversos puntos de España. "No todos los barones le están pidiendo moderación en el mensaje", resumen estas fuentes.