Ir a contenido

EL FINAL DE ETA

Aluvión de críticas a Otegi por ensalzar ahora a Ernest Lluch, asesinado por ETA

"Ya lo podían haber pensado antes", sentencia desde el PNV Aitor Esteban

Rivera (Cs) y Zoido (PP) recriminan que le recuerde como un defensor del diálogo

El Periódico

Arnaldo Otegi, durante la rueda de prensa celebrada en Bruselas.

Arnaldo Otegi, durante la rueda de prensa celebrada en Bruselas. / JAVIER ALBISU (EFE)

El portavoz del PNV en el Congreso de los Diputados, Aitor Esteban, criticó que el coordinador general de EH Bildu, Arnaldo Otegi, elogie ahora la apuesta por el diálogo que hizo el exministro socialista Ernest Lluch, asesinado por ETA en Barcelona en el año 2000.  

Preguntado por las declaraciones realizadas por Otegi en una entrevista en TV3, donde señala que faltan en la política española figuras como la de Ernest Lluch, el dirigente jeltzale afirmó que a Otegi no le va "a sacar la cara". "Están hundidos en un mar de contradicciones. Ya lo podían haber pensado antes. ETA mató y asesinó a muchas personas que tendían puentes y querían el diálogo. Me alegro que haya cambiado de opinión, pero ojalá hubiera sido mucho antes", sentenció.

En la misma línea, el presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, y el exministro del Interior Juan Ignacio Zoido (PP) censuraron a Otegi. "Señor Otegi: es cierto que nos falta Ernest Lluch, y también Fernando Múgica, Miguel Ángel Blanco, Fernando Buesa, Gregorio Ordóñez... No sé si se acuerda, pero están todos enterrados porque los asesinasteis los terroristas de ETA. Muy poca vergüenza", escribió el líder de Ciudadanos, enumerando a varios políticos del PP y del PSOE que fueron víctimas de la banda terrorista.

También Zoido, ministro del Interior con Mariano Rajoy, criticó a Otegi por defender la figura de Lluch como hombre de diálogo "cuando fue asesinado vilmente por los terroristas de ETA". "No se puede ser más cínico", escribió en un mensaje en el que exigía respeto por la memoria del diputado del PSC, ministro de Sanidad y Consumo cuando gobernaba Felipe González.