Ir a contenido

CRISIS EN EL PARTIDO POPULAR

Santamaría enarbola el apoyo de exministros y Cospedal se rodea de afiliados

Las dos favoritas se empiezan a repartir los apoyos de la cúpula del PP y el antiguo Gobierno

Montserrat hará de portavoz de la secretaria general y anuncia que el primer acto será en BCN

Pilar Santos

Santamaría presenta los avales en la sede central del PP, en la calle de Génova de Madrid.

Santamaría presenta los avales en la sede central del PP, en la calle de Génova de Madrid. / DAVID CASTRO

La campaña interna del PP empieza el sábado a las diez de la mañana, pero los siete aspirantes que han presentado avales ya hacen los primeros gestos para atraerse a las bases, que participarán por primera vez en la elección del nuevo líder. Las dos favoritas, Soraya Sáenz de Santamaría y María Dolores de Cospedal, intentan presentarse ante la militancia como las candidatas más completas. Quieren sentirse unas afiliadas más, mostrarse cercanas a la calle y, a la vez, aspiran a demostrar que tienen respaldos importantes entre los cuadros del partido y también entre los miembros de los gobiernos de Mariano Rajoy.

La exvicepresidenta desplegó este miércoles los "fuertes apoyos" con los que cuenta y enarboló el respaldo de cinco exministros de Rajoy. Cospedal prefirió rodearse de afiliados cuando fue a entregar los avales. Unos mensajes que se contraponían a los dados la víspera por ambas, cuando Santamaría dijo ser una "militante" más y presentó su candidatura "en la calle" y Cospedal exhibió el poderío político al dar el paso en un acto del PP de Castilla-La Mancha.

A las dos de la tarde se cerró el plazo para que los aspirantes presentaran sus avales. Además de la exvicepresidenta y la secretaria general, se han sumado a la carrera los diputados Pablo Casado, José Manuel García-Margallo y José Ramón García Hernández, el expresidente de Nuevas Generaciones de la Comunidad Valenciana José Luis Bayo y el concejal valenciano Elio Cabanes

La secretaria general esperó a Feijóo

Todos ellos acudieron a la sede de Génova para presentar las firmas. El mínimo necesario eran 100. Algunos hicieron gala de su buena cosecha, como Casado, que aportó "más de 5.000". Cospedal llevó "algo más de 3.200" firmas, Margallo, 350, las mismas que Bayo. Cabanes, 140, y García Hernández y Santamaría no quisieron decirlo. Fuentes del equipo de Cospedal comentaron que ellos los habían recogido "en solo 24 horas", porque la dirigente tomó la decisión de presentarse una vez que vio que Alberto Núñez Feijóo renunciaba a intentarlo. 

Según esas fuentes, la exministra de Defensa, al ver que el presidente gallego era visto por numerosos dirigentes como el relevo natural de Rajoy, pensó en no presentarse y darle su apoyo. Cuando comprobó que Feijóo se autodescartaba, poco después de las nueve de la noche del lunes, puso la maquinaria electoral en marcha. 

De la Serna, con la exvicepresidenta

Santamaría, en vez de en los avales, prefirió que los titulares se centraran en los apoyos de los exministros que apuestan por ella. A las once, en Santander, el exalcalde de esa ciudad y extitular de Fomento, Íñigo de la Serna, dio su respaldo a Santamaría porque la ve "batiéndose el cobre" tanto en la oposición como en el Gobierno.

El apoyo de De la Serna se suma al que ya le han ofrecido otros miembros del último Ejecutivo como Fátima Báñez (exministra de Empleo), Álvaro Nadal (Energía), Íñigo Méndez de Vigo (Educación). Además, cuenta con el de Alfonso Alonso, extitular de Sanidad en la primera legislatura y también presidente del PP vasco. Alonso acompañó a Santamaría a llevar los avales, un paseo que también hizo con Báñez, el exjefe de Gabinete de Rajoy José Luis Ayllón y el presidente del PP en Álava, Iñaki Oyarzábal

Cospedal llegó a Génova con un grupo de afiliados. Respecto a si ella va a contar también con el apoyo de exministros, Cospedal respondió que sí, que "hay muchos". Y el primero llegó en horas. Dolors Montserrat será la portavoz de su candidatura. La exministra de Sanidad anunció que el primer acto de la campaña de la aspirante será en Barcelona el sábado. La política catalana comentó que la todavía secretaria general siempre ha estado con las bases y explicó, a modo de ejemplo, que estuvo el día del 1-O en Barcelona con un grupo de afiliados que se habían reunido en un hotel a seguir la jornada. 

Casado se ve como el pacificador

Casado, por su parte, llegó con el vicesecretario sectorial del PP, Javier Maroto; el diputado José Ignacio Echániz, que fue consejero de Castilla-La Mancha con Cospedal; los diputados Belén Hoyo y Teodoro García Egea, Isabel Díaz Ayuso, del PP de Madrid, y el exdirector de la Policía Nacional Ignacio Cosidó.

El aspirante subrayó que él "no ha forzado a nadie a retratarse" con su nombre y que su candidatura es "la única que garantiza que el PP no se rompa". En la Sexta, pidió "juego limpio", en referencia a las últimas informaciones sobre su máster.

Hernando y Maillo, los interlocutores del PSOE 

La comisión organizadora del congreso comprobará los avales y el viernes anunciará la cifra oficial que ha recabado cada uno y proclamará los 'precandidatos' entre los que los afiliados podrán elegir el 5 de julio. En la segunda vuelta, en el congreso el 20 y 21 de julio, serán los compromisarios los que escojan entre los dos más respaldados.

En este ínterin, para urgencias, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, tiene dos interlocutores especiales si quiere hablar con el PP: el portavoz en el Congreso, Rafael Hernando, y el coordinador general, Fernando Martínez Maillo.