Ir a contenido

LA MONCLOA

El Gobierno permitirá a los Mossos acceder al nuevo Registro de datos de pasajeros

La nueva herramienta busca detectar viajes como el que hizo el Iman de Ripoll antes de los atentados

El Consejo de Ministros estudiará este viernes el anteproyecto de ley que lo regula y afecta a derechos fundamentales

Pilar Santos/ Gemma Robles

Aviones en el aeropuerto de Dusseldorf, en Alemania.

Aviones en el aeropuerto de Dusseldorf, en Alemania. / EFE / FRIEDEMANN VOGEL

El Gobierno ha aprobado este viernes el anteproyecto de ley orgánica que permitirá utilizar los datos del registro de nombres de pasajeros (PNR) para la prevención, detección, investigación y enjuiciamiento de delitos de terrorismo y delitos graves. Según señaló hace unos días el titular de Interior, Juan Ignacio Zoido, esta herramienta ya en funcionamiento podría servir para detectar viajes en avión sospechosos como el que en su día realizó a Marruecos el Imán de Ripoll, Abdelbaki Es Satty, considerado cerebro de los atentados del pasado agosto en Catalunya. Una de las novedades del proyecto gubernamental es que se incluirá a los Mossos y a la Ertzantza entre las autoridades competentes para solicitar o recibir datos, según ha podido saber este diario de fuentes del Ejecutivo.

Además de la policía catalana y vasca podrán ser usuarios del registro la policía nacional, la guardia civil, los jueces, tribunales y ministerio fiscal y la Dirección Adjunta de Vigilancia Aduanera. El texto presentado desde el ministerio de Interior, que ahora ha de ser remitido al Consejo de Estado para su estudio, especifica que una vez sea aprobada la nueva norma se podrán recoger y tratar datos tanto de los pasajeros como de la tripulación como de cualquier persona que viaje a bordo de una aeronave, a fin de poderlos intercambiar con otros Estados miembros de la UE, terceros Estados y la Europol para hacer frente al terrorismo, tal y como dicta la directiva europea que le ha dado origen.

Entre esos datos que se podrán usar se incluyen informaciones de carácter personal como el nombre de los pasajeros, la fecha de vuelo, el itinerario, número de asientos, información de contacto o sobre el equipaje, entre otras cosas y serán recogidos y tratados –cruce de informaciones ofrecidos por las distintas compañías- por la Unidad de Información de Pasajeros española, de nueva creación y dependiente del Centro de Inteligencia contra el Terrorismo y Crimen Organizado (CITCO), adscrito a la Secretaría de Estado de la Seguridad del Ministerio de Interior. Deberán contar con la supervisión de la Agencia Nacional de Protección de datos.

La regulación por ley orgánica de una iniciativa que viene impulsada desde Europa se justifica porque afectará a derechos fundamentales. Una vez llegue al Congreso esta norma, que el Ejecutivo central incluyó en el apartado de proyectos relevantes de su plan normativo para el 2018, el PP tendrá que buscar el apoyo de la oposición para poder sacarla adelante dada su debilidad parlamentaria.

El ministro Zoido dijo que esperaba el aval de la oposición a unas medidas que servirán para combatir con mayor eficacia al yihadismo, pero hay partidos del arco parlamentario que quieren leer la letra pequeña del anteproyecto que finalmente llegue a las Cortes por si hay "excesos" que puedan resultar cuestionables. En este sentido se señala la posible inclusión de las "costumbres" de algunos de los pasajeros en el texto (está por comprobar que se haga en la versión final del citado proyecto de ley) como datos a recopilar para una potencial investigación.

0 Comentarios
cargando