Ir a contenido

EL ÓRDAGO INDEPENDENTISTA

JxSí y la CUP registran la ley del referéndum por la vía de urgencia extraordinaria

"La democracia en Catalunya no la pararán ni Rajoy ni el Constitucional", proclama Lluís Corominas

Ambos grupos no descartan usar la lectura única pese al veto del TC e invitan a los 'comuns' a apoyar la norma

Fidel Masreal / Barcelona

Los diputados de Junts pel Sí y la CUP registrando la ley del referéndum en el Parlament. / DANNY CAMINAL / VÍDEO: EFE

JxSí y la CUP siguen adelante sin pausa para llegar a tiempo de aprobar la ley del referéndum, condición fundamental para que el 'president' apruebe el correspondiente decreto de convocatoria y la consulta llegue a celebrarse el 1-O. Los grupos independentistas han registrado la norma este lunes en el Parlament por el procedimiento de "urgencia extraordinaria", con algunos cambios menores respecto del texto que se dio a conocer hace un mes, como que el Govern hará una campaña instituciona, para "Informar sobre la fecha de celebración, las modalidades de emisión del voto y para incentivar a la participación". Con todo, el recorrido legal y por tanto la polémica política no comenzará a producirse hasta que la Mesa, previsiblemente el día 16, acepte a trámite el texto con el voto a favor de la mayoría soberanista de la misma.

En una rueda de prensa tras el registro de la ley, los representantes de JxSí y la CUP han querido ante todo exhibir una total determinación en aprobar la norma y llevar a cabo el referéndum pese a la eventual suspensión por parte del Tribunal Constitucional de la reforma del reglamento del Parlament para una tramitación exprés por lectura única con la que se quería aprobar el texto. "La respuesta a la impugnación del reglamento es la presentación de esta ley del referéndum para la autodeterminación. La democracia en Catalunya no la pararán ni el señor Rajoy ni el TC", ha proclamado el jefe de filas de JxSí, Lluís Corominas, en una rueda de prensa a Marta Rovira, de ERC, y Benet Salellas y Gabriela Serra, de la CUP, entre otros diputados.

JxSí ha dejado abierta la puerta de diferentes alternativas para tramitar la ley del referéndum, incluida la desobediencia al Constitucional. "Ya decidiremos si optamos por otra vía o seguimos por la misma [la lectura única], si el TC se ha extralimitado o no al anular algo que tiene regulado el Congreso y otras asambleas legislativas", ha apuntado Rovira, que ha afirmado que existen diversas posibilidades para sacar adelante la norma. En todo caso, los independentsitas deberán darse prisa para llegar a tiempo al 1-O.

La impugnación del TC

Por su parte, el diputado de la CUP Benet Salellas ha mostrado su interés en poder lograr más adhesiones a la ley del referéndum -en un claro guiño a Catalunya Sí que es Pot- y ha mostrado toda la "firmeza" en tirar adelante. "No dejaremos de trabajar, de discutir, de añadir o de enmendar lo necesario para sumar más diputados a esta ley. Estamos a tiempo, es una ley de país", ha afirmado.

El PP, al acecho

La tramitación por la vía de urgencia extraordinaria acorta todos los trámites previos a la aprobación de la ley. En todo caso, el registro de la normativa todavía no tiene consecuencias a efectos prácticos, ya que solo se entiende que la Cámara la empieza a tramitar cuando así lo dice la Mesa del Parlament. Este no tiene previsto reunirse hasta el 16 de agosto, y no está claro que en esa reunión se decida tramitar la iniciativa. La Mesa está controlada por JxSí, que tiene cuatro de los siete miembros y hace valer su mayoría, por lo que dominará los tiempos de tramitación de la ley. La diputada del PPC Andrea Levy ha anticipado este mismo lunes que su partido actuará de inmediato si la Mesa tramita el texto. "El Estado de derecho frenará todos los planes de los partidos independentistas con serenidad y mesura", ha afirmado. La diputada del PSC Alicia Romero ha pedido a la Mesa que no admita a trámite el texto porque vulnera el Estatut y la Constitución.

Los tiempos de tramitación tanto de esta ley como la de las tres leyes de desconexión -la de la hacienda catalana, la de la seguridad social y la de transitoriedad jurídica- no son un tema menor, ya que JxSí y la CUP lo diseñarán para que el Estado tenga el mínimo tiempo de reacción para impugnarlas.

El primer pleno ordinario de la legislatura está previsto para el miércoles 6 de septiembre, pero JxSí y la CUP tienen mayoría para forzar uno extraordinario cuando lo consideren oportuno. Ambos partidos, además, han acordado dejar la presentación de la ley de transitoriedad jurídica hasta finales del mes de agosto pese a que anunciaron que lo harían antes de finalizar julio. La republicana Rovira no ha querido dar más detalles: "Estamos en conversaciones para decidir el mejor momento para presentarla, hoy no será", se ha limitado a afirmar.

0 Comentarios
cargando