01 abr 2020

Ir a contenido

El senador Ramón Espinar se disculpa por beber Coca-Cola

Tras pedir dos botellas en el comedor de la Cámara alta, el portavoz de Unidos Podemos se convierte en foco de polémica

El dirigente de Podemos, Ramón Espinar, atiende a los medios.

El dirigente de Podemos, Ramón Espinar, atiende a los medios. / EFE / JAVIER LÓPEZ

Ramón Espinar se ha visto este martes metido en una nueva polémica. A alguien no se le ha escapado que el portavoz de Unidos Podemos en el Senado ha pedido dos botellas de Coca-Cola en el comedor de la Cámara. Después de que la imagen corriera como la pólvora por Twitter, el lío estaba servido, puesto que su grupo había pedido retirar de la institución todos los productos de la marca. Una petición que la Mesa ha rechazado este mismo martes. Espinar ha acabado admitiendo su "error", en declaraciones a la prensa, y pidiendo disculpas. 

El senador ha explicado que se ha puesto en contacto con los trabajadores de Coca-Cola para expresarles su "apoyo" y para decirles que lo sentía. Estos "han aceptado las disculpas" y, además, se han mostrado sorprendidos "por la que se lía", ha dicho Espinar, y por la "lupa" que tiene "encima" Unidos Podemos.

También ha apuntado que intentará no beber más Coca-Cola, aunque va a ser "bastante difícil" no hacerlo en el Senado, ya que la mayoría de las bebidas que se venden en la Cámara pertenecen a dicha marca, "incluida el agua mineral", ha apuntado. A través de su cuenta de Twitter, también ha pedido perdón.

Incluso el secretario general de Podemos ha 'reñido' a Espinar, aunque le ha disculpado así: "Son errores humanos que puede cometer cualquiera". Iglesias le ha dado la vuelta a la polémica: ese "error leve", ha dicho, es una "oportunidad estupenda" para recordar a la población que "no hay que beber Coca-Cola mientras no respete los derechos de los trabajadores". "Estoy convencido de que Ramón va a aprovechar para participar de manera mucho más intensa en esta campaña. A veces no hay mal que por bien no venga", ha afirmado.

También Íñigo Errejón, preguntado por el tema, ha señalado: "Imagino que habrá sido un descuido. Son cosas que pasan".

Como era de esperar, los montajes no se han hecho esperar en la red, tanto de quienes le han afeado su acción como de quienes ironizaban con la polémica.