Rajoy apoya al ministro y abona la teoría de la conspiración en campaña

El presidente del Gobierno apunta que hay quien "intenta pescar en río revuelto a ver que saca", dando a entender que se trata de perjudicar electoralmente al PP

El candidato conservador niega haber conocido las conversaciones entre Jorge Fernández y De Alonso hace dos años

El presidente del Gobierno en funciones y candidato a la reelección del PP, Mariano Rajoy, durante su intervención en el foro Primera Plana de EL PERIÓDICO.

El presidente del Gobierno en funciones y candidato a la reelección del PP, Mariano Rajoy, durante su intervención en el foro Primera Plana de EL PERIÓDICO. / DANNY CAMINAL

2
Se lee en minutos
PATRICIA MARTÍN / MADRID

El presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy, ha expresado este miércoles su apoyo al ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, y al jefe de la Oficina Antifrau de Catalunya (OAC), Daniel de Alonso, después de que unas grabaciones hayan revelado que presuntamente ambos trataron de buscar casos de corrupción que salpicaran a CDC ERC en los albores de al consulta catalana, en octubre del 2014.

El candidato conservador ha considerado que tanto el titular del Interior como el director de la OAC han dado unas explicaciones "claras y rotundas" y ha respaldado además que Fernandez Díaz haya ordenado la apertura de una investigación interna. El ministro, cabeza de cartel del PPC, se ha declarado este miércoles "víctima" de un ataque a cuatro días de las elecciones. 

Rajoy, en declaraciones a los medios, ha abonado dicha teoría de la conspiración y ha dado a entender que se trata de una maniobra para perjudicar al PP al aseverar que esto "es lo de siempre" y a cuatro días de las elecciones "hay quien intenta aprovechar y pescar en río revuelto a ver que saca" y "montar un problema donde no existe", pero sin precisar a quien se refería. "Pero yo tengo plena confianza en las explicaciones y no tengo nada más que añadir", ha señalado el candidato conservador. 

Previamente, en una entrevista preelectoral en Onda Cero, ha aseverado que desconocía las reuniones entre el ministro y De Alonso, aunque el diario 'Público' difunde una grabación en la que se escucha al titular del Interior comentar al magistrado catalán que había informado de los encuentros entre ambos al presidente del Gobierno.

MARCAR DISTANCIAS

Rajoy ha tratado de marcar distancias con un asunto turbio que puede perjudicarle en la recta final de la campaña, aunque desde La Moncloa se trata de difundir la idea de que el guión de campaña no cambia y que el escándalo no restará apoyos al PP en la contienda electoral. Rajoy ha enmarcado las reuniones de hace un par de años entre Fernández Díaz y el jefe de la OAC, de las que dice que se enteró el martes, en un contexto "normalidad" propio de los asuntos "de su competencia". 

"El jefe de la oficina es un magistrado nombrado por nueve años por el Parlamento de Catulunya que pidió ver al ministro para informarle de investigaciones en marcha, es cuanto sé", ha aseverado. Y, respecto a la supuesta intención de los implicados en difundir aquellas pesquisas que pudieran dañar a los partidos independentistas, también ha dicho desconocerlo. "Si eso se publica o no, si eso es conocido... al final, si hay una actividad de tipo delictiva, todas son conocidas, y si no la hay, lo normal es que no se conozcan", ha sido su reflexión. 

Por ignorar, el líder conservador ha señalado incluso que no sabía quien era el jefe de la OAC e incluso "que existía ese cargo", hasta que el martes Fernández Díaz le informó, cuando 'Público' difundió las primeras grabaciones en las que se comprueba la conspiración entre ambos. 

Noticias relacionadas

Por último, ha dado su palabra de que durante su gobierno no se han filtrado investigaciones para erosionar al adverario. "Yo le garantizo a usted que eso no se ha producido nunca".

La oposición reclama la dimisión de Fernández Díaz y a Rajoy que lo cese, si no quiere ser el responsable político del escándalo.