Rajoy está dispuesto a dialogar con Mas "siempre en el marco de la Constitución"

El presidente del Gobierno reconoce que en Catalunya hay un problema político

El jefe del Ejecutivo exige al 'president' "lealtad recíproca" para "recomponer consensos debilitados"

El presidente Rajoy llega, seguido de la vicepresidenta, Soraya Sáenz de Santamaría, a la rueda de prensa en el palacio de la Moncloa.

El presidente Rajoy llega, seguido de la vicepresidenta, Soraya Sáenz de Santamaría, a la rueda de prensa en el palacio de la Moncloa. / Emilio Naranjo (EFE)

1
Se lee en minutos

El presidente del Gobierno,Mariano Rajoy, está dispuesto a hablar de la situación catalana "siempre en el marco de laConstitución". El jefe del Ejecutivo ha reiterado su disposición al diálogo y ha declarado que se entrevistará "con el señorMas cuando él quiera, como he hecho siempre".

Rajoy, que ha mostrado su voluntad de "dialogar todo lo dialogable", ha dicho que como presidente constitucional de España debe "dejar claro" que conoce las "responsabilidades" asumidas, las lealtades a que se debe y el papel que le incumbe en defensa de la Carta Magna y ha asegurado que no se desviará "de ninguna de ellas". "Mantengo la mano tendida alconsenso y a lasreformas acordadas pero siempre en el marco que delimita la Constitución", ha puntualizado.

El jefe del Ejecutivo ha reconocido que se pueden "mejorar muchas cosas,recomponer consensos debilitados y acomodar mejor las demandas de diversidad" pero ha precisado que siempre será necesario respetar "las reglas y procedimientos", así como "con lealtad recíproca, primando lo que nos une sobre lo que nos separa".

Noticias relacionadas

Rajoy ha explicado que con el líder del PSOE,Alfredo Pérez Rubalcaba, coincide "en lo básico, como no podía ser de otra manera", en referencia a lasituación política catalana. El presidente ha reconocido elproblema político que hay enCatalunya hay pero que en España hay otros que preocupan al Gobierno y a los ciudadanos, como la situación económica, el paro, la falta de trabajo y las dificultades de las familias, entre otros.

"Haré cuanto esté en mi mano para reconducir las cosas" con Catalunya, ha dicho el presidente, que ha afirmado que él nunca ha roto lospuntos de encuentro con Catalunya.