Editorial

Barcelona y el futuro tecnológico

Mientras en los tres primeros trimestres de 2020 se destruyeron 150.000 puestos de trabajo en Catalunya, el sector creó 14.000

Se lee en minutos

El Periódico

Barcelona y el futuro tecnológico

Foto de archivo (Pixabay)

La irrupción de la pandemia ha afectado negativamente a muchos sectores económicos, pero también ha hecho más visible la emergencia de perfiles profesionales y de nichos de mercado que la nueva normalidad establecerá como prioritarios. No solo a nivel individual, sino también en el posicionamiento al que una ciudad como Barcelona debe aspirar en el panorama internacional. En el último informe presentado por el Ayuntamiento de Barcelona se hace hincapié en el fortalecimiento del teletrabajo, con un 59% de las personas ocupadas que han ejercido su labor a distancia. Eso significa, entre otros factores, una implantación de una nueva cultura laboral que ya se vislumbraba, pero que ahora adquiere tintes de auténtica revolución, con un auge inusitado y con lo que ello conlleva de profundización en un aspecto de la realidad empresarial que ya se percibe en otros informes, en este caso de la plataforma público-privada Barcelona Digital Talent, en los que se deja constancia del crecimiento de la demanda (cuatro veces superior a la oferta) de perfiles vinculados a la tecnología, la informática y las comunicaciones

Hay datos que son extremadamente clarificadores en este sentido. Mientras que en el conjunto de Catalunya los tres primeros trimestres de 2020 se destruyeron 150.000 puestos de trabajo, el sector tecnológico creó 14.000, una demanda que va en aumento, relacionada con las empresas 'start-ups', multinacionales y centros logísticos, de actividades de consultoría, creación de webs y aplicaciones de móvil, análisis de datos y ciberseguridad y desarrollo de inteligencia artificial y del internet de las cosas, sin dejar de lado las no tecnológicas que reclaman expertos en procesos de digitalización. 

Barcelona es uno de los 'hubs' tecnológicos más importantes de Europa, el más destacado del sur y uno de los ocho primeros del continente, pero al mismo tiempo debe hacer frente, para consolidar esta posición y ponerse al nivel de las ciudades que son polos más relevantes, al déficit de profesionales. Unos 10.000 puestos de trabajo se quedan sin cubrir al año y esta circunstancia, la falta de profesionales cualificados, hace perder oportunidades que podrían afectar al futuro inmediato de la capital, con una posible erosión de la competitividad y de atractivo para las inversiones. Captar talento internacional y promover la formación en el propio país, desde la educación primaria y, en especial, generando interés entre el alumnado femenino, para superar el notable déficit de mujeres en este campo, son las dos líneas que se marca el programa Talent Digital de la Fundación Mobile World Capital para superar la falta de perfiles y para incentivar, en la perspectiva de diez años, el perfil tecnológico que debe marcar buena parte del futuro económico de la ciudad. 

Entretodos

Publica una carta del lector

Escribe un post para publicar en la edición impresa y en la web

En estos momentos de crisis no solo se trata de ahondar en una alternativa que será la que ha de generar más oportunidades laborales, centradas en el mundo digital, sino también la que permitirá que Barcelona se constituya como un referente de primer nivel y contribuirá a la diversificación de las actividades generadoras de riqueza, centradas hoy por hoy en el sector servicios. 

Al mismo tiempo, atendiendo a los datos del análisis sobre la brecha digital (relacionada con la educación 'on-line' y dramáticamente visible en las familias de renta baja), la Administración debe procurar que las distancias se acorten, y que Barcelona se convierta al mismo tiempo en punta de lanza tecnológica y en modelo de equidad social.