Peccata minuta

Necrofilia posconvergente

El actual PDECat no ha dudado, para llamar la atención sobre su pequeñez, en recurrir a trivializar la memoria de una “buena persona”

2
Se lee en minutos
El PDeCAT juega en su nuevo vídeo con Chacón y la confusión entre la candidata y la ministra que murió

El PDeCAT juega en su nuevo vídeo con Chacón y la confusión entre la candidata y la ministra que murió

Primera imagen: una señora bajita de blanca permanente y un veinteañero de pelo bien y barbita perfilada a lo Antoni Bassas contemplan un cartel electoral con la imagen de una medio sonriente candidata, rubia, de media edad, encolada a un muro metálico y amarillento a juego con su peinado, como deseando combinar luces y sombras. Debajo de su rostro, unas palabras: “Si t´ho penses, PDECat”, y en letras mucho más enanas, su nombre, “Àngels Chacón”. Primeros mensajes: es preferible la razón a la emoción, pero lo más importante es el presunto prestigio de las siglas; hay lo que hay y no disponemos de mejor candidato/a a las elecciones ayer del 14-F y hoy del 30 de mayo.

Se abre el plano y les vemos compartiendo un banco público con fondo de arboleda y bellvitgianas viviendas sociales que también podría ser un parque del extrarradio de Moscú en el que se reúnen dos fríos espías. Pero luce el sol y la señora le pregunta al joven: “Oye, pero ¿esta no es la Chacón, la socialista esa?”. “Esta” y “esa”: la segunda con un ligero perfume a granel de menosprecio. Y él, pedagógico y 'neosetentero', con trenka marrón con capucha abatible y jersey blanco marfil de cuello cisne, también a juego, pregunta, solícito: “Quina Chacón, iaia?”. Segundo mensaje: aunque ella viniese de fuera y él naciese aquí, corre una idéntica catalanidad por sus venas.Ella: “Sí, hombre, esa que fue ministra… o algo así…”. El nieto: “Ah, no, no… aquesta és independentista. Es diu Àngels, mira… i va treballar amb el Torra com a consellera d´Empresa".Tercer mensaje: el PDECat sigue siendo netamente -o 'nietamente'- indepe.

Lo que no tiene desperdicio es el “mira”, ya que al mostrarle a la abuelita su móvil, Chacón aparece al instante como si fuese su fondo de pantalla o la setentera foto de la novia en la cartera. La abuelita: “!Ah, sí, sí, sí… ahora me acuerdo! Pero a 'aquesta' no la echaron después? El nieto, lamentándolo: “Sí…”. Cuarto mensaje: muchos independentistas aplaudieron en voz baja que el pérfido “Estado español” inhabilitase a Torra por la minucia de su pancarta; no hubieron cortes en la Meridiana ni en el Paral.lel. Y es, llegados a este punto, cuando la señora -y los guionistas del espot- sacan a relucir esta bilingüe ostra con perla propia del mejor Rusiñol: “Sí, precisamente 'ahir la teva mare, a la nit, em va dir que era bastant' buena persona. ¿Se la ve buena persona, no?" Y el pulquérrimo muchacho: “Sí, però ja saps com és la política, iaia. No tot és fer-ho bé”. The end. Quinto y último mensaje: el PDECat practica el juego sucio.

Noticias relacionadas

Entretodos

Publica una carta del lector

Escribe un post para publicar en la edición impresa y en la web

La política se puede hacer bien, regular, mal o letalmente. Y este es el caso del actual PDECat, que no ha dudado, para llamar la atención sobre su pequeñez, en recurrir a trivializar la memoria de una “buena persona” muerta demasiado joven para comercializar con su apellido. ¿De veras, Chacón II, Ortega, Pitarch, Castells (no el sociata Antoni)…, no tuvísteis un solo minuto  no tuvísteis un solo minuto para censurar este indecente espot antes de emitirlo, no después? ¿O ya os iba bien?