Ir a contenido

LOS LEMAS DEL 'PROCÉS'

Manifestación bajo el lema Llibertat presos polítics, som República.

FERRAN NADEU

La mutación de las consignas

Xavier Rius

Los antifascistas coreaban 'Els carrers seran sempre nostres' en los años 90 frente a la manifestación ultra del 12-O

Más allá de cómo evolucione el 'procés', un hecho a analizar de la etapa que vive Catalunya ha sido la mutación de las consignas en las movilizaciones en uno u otro sentido. 'Els carrers seran sempre nostres' ha sido omnipresente. Una consigna que coreaban los antifascistas de Sants en los 90 cuando la manifestación ultra del 12 de octubre se hacía junto a la estación de Renfe. Nostálgicos del franquismo se concentraban, a lo que respondían grupos libertarios o independentistas que intentaban llegar hasta la plaza, algo que los antidisturbios de la policía nacional impedían. Algunos años había cargas que daban paso a barricadas y carreras que dilucidaban si esas calles eran de los grises, los nazis o los'antifas'.

Entretodos

Y la consigna fue asumida, no solo por la extrema izquierda, sino también por algunos movimientos sociales. Así, cuando años más tarde los Mossos d’Esquadra acudían a disolver o apartar a activistas que bloqueaban la comitiva judicial que ejecutaba un desahucio por impago de la hipoteca, éstos la coreaban. Por ello resultó paradójico no solo que fuera asumida por votantes, militantes y dirigentes nada revolucionarios como los de la antigua Convergència i Unió, sino que cuando el 2 de octubre cientos de trabajadores de la La Caixa, con traje y corbata, cortaron la Diagonal en protesta por la cargas, lo hicieron al grito de la misma.

Sin medias tintas

No menos curiosa ha sido la evolución de las consignas en las movilizaciones contra el 'procés'. Hace cinco años años, cuando empezó, en la manifestación del 12 de octubre de la ultraderecha en Montjuïc muchos manifestantes gritaban: "Artur Mas, cámara de gas, Juan Carlos de Borbón al pa…". Y desde la tribuna los oradores clamaban contra el Rey por haber permitido la desmembración de España con el estado de las autonomías. Pero tanto los militantes de grupos como Democracia Nacional que clamaban contra los Borbones en Montjuïc como los de otros partidos ultras como el Movimiento Social Republicano (ahora vinculados a Somatemps) mutaron en la manifestación organizada por ellos el 22 de septiembre, que acabó ante el cuartel de la Guardia Civil de Travessera de Gràcia cantando el himno de la Benemérita, cuyo estribillo es: “Viva España, viva el Rey, viva el orden y la ley”. Esta consigna acabó siendo coreada en las posteriores manifestaciones unionistas y fue reproducida en un gag de 'Polònia'.

En el ámbito unionista ha habido otras mutaciones de consignas como 'España es una y no 51' o 'Puigdemont a prisión', que inicialmente solo coreaba la ultraderecha, y fueron asumidas en la multitudiaria manifestación del 9 de octubre. Que consignas propias de quienes se ubicaban en la extrema izquierda (o en algún movimiento social) o que las propias de la ultraderecha hayan sido asumidas por el centro sociológico independentista o unionista, y que la ultraderecha haya mutado cantando "viva el rey", es una metáfora de una situación en la que hay poco espacio para los matices y términos medios. 

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.