Ir a contenido

Gente corriente

Lola Zavala: «En México la muerte se representa viva y alegre»

JORDI COTRINA

Lola Zavala: «En México la muerte se representa viva y alegre»

Gemma Tramullas

Esta mexicana del barrio de Sants vincula el ritual del Día de los Muertos con la denuncia de los asesinatos de periodistas

El salón del domicilio de Lola Zavala (México DF, 1974) en el barrio de Sants de Barcelona luce atiborrado de calaveras y esqueletos hechos de cartón. Entre ellas destacan las figuras de Miroslava Breach y Javier Valdez, dos de los 11 periodistas asesinados este año en México. A ellos está dedicado el tradicional altar del Día de Muertos que la plataforma Taula per Mèxic ha instalado en el Convent de Sant Agustí y que se podrá visitar mañana jueves por la tarde y el viernes. 

–Usted es arquitecta de formación. Llegué a Barcelona en el 2003 para hacer un doctorado que se alargó diez años. Mi tesis trata de la evolución arquitectónica de 23 mercados municipales desde el siglo XIX hasta hoy. 


–Dirige la revista Raíces al aire, cuyo título refleja la condición del migrante. Sí. Estás como que te arrancaron de un lugar, sientes que tus raíces están al aire y al mismo tiempo se van entremezclando con otras nuevas. No eres de aquí ni de allá y en la búsqueda de tu identidad a veces te interesas más por lo que ocurre en tu país de origen desde fuera que si no te hubieras ido.

–Qué paradoja. Recuerdo haber ido a alguna manifestación política con mi madre, pero mientras vivía en México no me impliqué en ninguna lucha. Fue a raíz de entrar en contacto con colectivos de mexicanos en Catalunya cuando me interesé más por la cultura y los derechos humanos. Hace tres años fundé Raíces al aire y también formo parte del colectivo Bordados por la Paz y de la plataforma por los derechos humanos Taula per Mèxic.

–¿Qué es el Día de Muertos? Es una tradición que tiene raíces prehispánicas en la que se hacen ofrendas a los ancestros. La gente pone un altar en su casa con fotos de los muertos, flores, sus objetos y alimentos preferidos... Es una tradición hermosa que hemos defendido con uñas y dientes frente a la invasión de Halloween. Los muertos de la tradición gringa son terroríficos mientras que en México la muerte se representa viva y alegre.

–¿De dónde vienen todas estas imágenes de calaveras y esqueletos sonrientes? El padre de toda esta iconografía es José Guadalupe Posada, un grabador que hacía sátira social y política. Él creó la imagen de la calavera Garbancera, una crítica de las indígenas que querían imitar a sus señores y se emperifollaban en exceso. Más tarde Diego Rivera la bautizó como La Catrina.  

–Esta representación festiva de la muerte choca en nuestra sociedad, donde la muerte es un tabú. Entiendo que aquí resulte chocante que te regalen una calavera con tu nombre, pero en México es algo natural. También me doy cuenta de lo raro que le resulta a mucha gente entrar en mi casa y ver tantas calaveras; les da mal rollo. Pero esta tradición nos ayuda a los vivos a trabajar el  hecho terrible de la ausencia.

–El altar del Convent de Sant Agustí está dedicado a los periodistas asesinados en México. Formo parte del eje cultural de la Taula per Mèxic y nuestro objetivo es vincular la cultura y el arte a la denuncia social. Además de enseñar cómo es un altar tradicional del Día de Muertos, queríamos abordar el tema de la violencia contra periodistas.

–Allí es una profesión de alto riesgo. Desde el año 2000 ya son más de 100 los asesinados y este año han matado a 11. Hice 11 calaveras blancas en su memoria y creé las figuras de Miroslava Breach y Javier Valdez, que lleva en las manos dos de sus libros: Huérfanos del narco y Narcoperiodismo. Era un periodista muy querido.

–¿Se imagina volviendo a México y dejando el activismo por la paz? No, el uso de la cultura como herramienta de denuncia ya forma parte de mí. 

Temas: Fiestas México

0 Comentarios
cargando