14 ago 2020

Ir a contenido

Duran dimite parcialmente. 'Cui prodest'?

Sílvia Cóppulo

Duran dimite parcialmente, dice EL PERIÓDICO, hoy. El líder democristiano quiere dimitir como secretario general de CiU y como presidente de la comisión de Asuntos Exteriores del Congreso de los Diputados. Mantendrá la presidencia del comité de gobierno de Unió y el cargo de portavoz en Madrid, que le serviría para presentarse como candidato a presidir la Generalitat si Artur Mas no puede hacer la consulta y convoca elecciones con carácter plebiscitario.

Son conocidas las diferencias entre Convergència i Unió y, más concretamente, entre Artur Mas y Josep Antoni Duran Lleida, sobre todo en cuanto a la consulta del 9 de noviembre.

Esta misma semana hemos visto como Duran se inclinó enseguida para votar 'sí' a la ley orgánica de abdicación, pero finalmente desde Convergència se ha empujado a la abstención. Que el 'conseller' de Presidència Francesc Homs dijera desde Suiza que el Rey abdica para mantener la empresa familiar también ha provocado un gran malestar en las filas de Unió.

Al final, Artur Mas acortará su viaje a los Estados Unidos e irá al acto de proclamación de Felipe como rey por respeto institucional y para mantener buenas relaciones de vecindad, dice el 'president' de Catalunya; es decir, sitúa a Catalunya y a España en el mismo plano. En el Gobierno español no ha gustado nada que Mas hubiera dicho inicialmente que mantendría su viaje y no podría ir a Madrid. Dicen que Duran es el puente, pero el líder de Unió tampoco ha conseguido que Rajoy se mueva ni un milímetro de su enroque con Catalunya. Por eso es él quien se mueve e intenta situarse en un espacio nuevo que lo libere. Los juristas dicen 'cui prodest'? A quién beneficia? Duran puede pensar que la situación actual le perjudica a él y también a Unió, e incluso a CiU y a Cataluya si el Govern catalán no cede ante el Gobierno español. Pero es evidente que ante este anuncio de medio marchar de Duran de hoy también se pensará que el proceso puede salir beneficiado.

Tienen que pasar muchas cosas, nos decían el 25 de mayo desde Bruselas. Después del anuncio de la abdicación del Rey del pasado lunes añadían que el verano todavía está aún lejos. En el tablero de la política veremos muchos movimientos antes del 9 de noviembre. Hay muchas estrategias cruzadas y es temprano para avanzar quién ganará la partida.