¡Qué ternura el cariño de Mariano con Bárcenas!

El extesorero del PP ha tenido despacho hasta hace poco más de un mes en la sede del PP, una secretaria y un coche a su disposición

1
Se lee en minutos

Carlos Carnicero

Empieza a enternecerme el cariño y las deferencias deMariano Rajoyy delPPconBárcenas. El extesorero del PP, que almacenó22 millonesde euros en una cuenta enSuiza, ha tenido despacho hasta hace poco más de un mes en la sede del Partido Popular. Una sala para sus abultados papeles, una secretaria y un coche a su disposición.

Cuando su situación se hizo insostenible a medida que se desvelaba su vinculación a lamafia de Gürtel, el partido tuvo que dejar de pagarle los servicios jurídicos de un caro y prestigioso despacho. ¿Eran asuntos personales o de partido?.

Pactaron una jugosa indemnización de 400.000 euros. Nada que ver con los parámetros de la reforma laboral aprobada después. Para no romper del todo con él, se lo pagaron en mensualidades abonando el partido la seguridad social, a lo que parece, hasta hace dos meses. Técnicamente no fue despedido hasta que dejaron de hacerlo.

Noticias relacionadas

Ni el partido le ha preguntado ni reclamado por los 22 millones escamoteados a Suiza. No se han querellado contra él, y elpresidente del Gobiernoy del PP, supongo que para no molestarle, ni siquiera pronuncia su nombre.

Me temo queLuis Bárcenasacabará en una escuela de negocios explicando cómo deben ser las relaciones de un empleado con su empresa y viceversa.