Barceloneando

'Coaching' en bici: vete al gimnasio a comerte el mundo

Es la última tendencia de los estudios de 'cycling indoor' de Barcelona: soltarte frases de motivación a lo charla TED mientras te hacen sudar más que al ver la factura de la luz

Elena, una de las ’coaches’ de Lapso Studios, durante una sesión matutina de ’cycling’ motivacional.

Elena, una de las ’coaches’ de Lapso Studios, durante una sesión matutina de ’cycling’ motivacional. / MANU MITRU

Parece que te has colado en una discoteca: se ven destellos halógenos, un tipo tras una mesa de mezclas y todo el mundo entra dispuesto a pillarse un buen pedal. Hay 44 bicis 'indoor' y un pelotón sonriente en mallas. Acabaréis agitando la toalla en el aire como si estuvierais de boda. Lo normal al ir al 'gym' en tiempos de covid.

“¡Eres invencible!”, te promete Carlos de golpe mientras pedaleas. Ni que te hubieras colado rodando sin querer en una charla TED. “¡Nada puede contigo!”. No, ahora mismo ni se te ocurriría tirar la toalla: la necesitas cada 30 segundos para limpiarte los chorretones de sudor. “Vas a conseguir lo que te propongas”, insiste el 'coach' ciclista. “Tú estás hecho de otra pasta”. Terminarás aplaudiéndote a ti mismo con más motivación que el alcalde de Vigo encendiendo las luces de Navidad. Sí, de este gimnasio uno sale con ganas de comerse tanto una paella como el mundo.

Carlos, en plena sesión de 'coaching' sobre la bici.

/ Manu Mitru

Spinning motivacional. Es la última tendencia de los estudios de 'cycling indoor' de Barcelona: soltarte frases en plan 'coaching' mientras te hacen sudar más que al ver la factura de la luz. Ahora se entrena a la vez “cuerpo, mente y alma”. Es decir, que te motivan más que a Rocky subiendo escaleras. “Yo he llegado a oír: ‘Esto casi lo he sustituido por el psicólogo’”, asegura Eugenia.

Eugenia Llopart, 29 años, es cofundadora de Lapso Studios (Diagonal, 606). Abrió hace apenas dos meses. Es una 'boutique' de ciclismo 'indoor', aunque pasaría por un club social. Hay mostrador con comida 'healthy', mesitas, jardín, vestuarios que parecen ordenados por Marie Kondo. La gente te sonríe como si te hubieras colado en un capítulo de 'Friends'. Hace años que se va al gimnasio a tener “experiencias”. ¿El nuevo objetivo en mallas? “Que vengas a pasártelo bien –dice Eugenia-. Que no sea un lugar en el que sentirte juzgado o mirarte al espejo todo el rato”. 

'Coaches' que no se dedican al 'spinning'

Eugenia es economista, pero en breve se unirá también a dar estas sesiones de motivación ciclista. Ninguno de sus 'coaches' se dedica al 'spinning'. Carlos es director de ventas de una multinacional, aparte de triatleta. Anna Caterina, actriz. Elena trabaja en márketing. Sonia, en una inmobiliaria. Nhoa ha estado de gira con Rosalía. Gerard es representante de una marca de deporte. Silvia hace voluntariado en un comedor social. “Queremos que todo el mundo pueda sentirse reflejado con alguno de ellos”, Eugenia justifica el 'mix' de perfiles. “Alguien con quien te sientas inspirado, acompañado, motivado”.

No es nuevo. El 'cycling' motivacional se empezó a practicar en Nueva York hace ya 15 años. Se lo inventaron las dos ideólogas de Soul Cycle. “Fiestas cardios”, las llaman allí. Hasta ha dado 'speech' motivacionales sobre una bici algún profesor de Harvard, cuenta Eugenia. Ella lo probó cuando vivía en México. “Cuando era expatriada –recuerda-, era mi manera de darme un momento para pensar en muchas de las cosas que me estaban pasando en la vida”.

Las sesiones se dividen en 12 canciones, detalla la socia de Lapso. “En cada canción se trabaja una cosa diferente”. La “eleven song” es la del 'coaching'. La número 11. Ya llevas 40 minutos soltando endorfinas, apagan las luces, te dicen que tú puedes, que vas a conseguir lo que te propongas. Vas a cambiar el mundo. “¿Qué es eso que te hace especial? Piénsalo”. Y te dejan rodar a ciegas. “Cuando llevas tanto tiempo llevando a tu cuerpo al límite -apunta Eugenia-, está comprobado a nivel fisiológico que tu mente puede focalizarse más en un tema en concreto”.

'Multitasking' sobre ruedas: aquí el pedaleo se combina con 'coaching', fiesta, baile, yoga, meditación. Depende de quien guíe al pelotón indoor. “Es un subidón”, resopla una 'rider' reincidente. “Un subidón mental”, puntualiza Anna, la coach- actriz que toma ahora el relevo de Carlos. Esa es su misión a pedales, asiente él. “Acompañarte a que te olvides de todo menos de que estás aquí, de que estás viv@ y que eres invencible”.

 Los pioneros

“No se trata de una bici –dice Álvaro rodeado de bicicletas- Es una excusa”. Álvaro Conejos es el 'studio manager' de Love Cycle. Hace ya cinco años que instalaron sus bicis con aura disco en Via Augusta, 10. “Fuimos pioneros en traer el formato a España”, dice con la boca grande. “Mucha gente lo confunde con una clase de 'indoor cycling' –insiste Álvaro-. Pero lo que hacemos es mucho más: motivar a las personas a superarse, a encontrar la mejor versión de sí mismos y hacer todo eso en un entorno seguro de comunidad. Todo el mundo es bienvenido”. Aún sigue siendo una modalidad más conocida fuera de España. Abunda el público internacional.

Noticias relacionadas

Lo mismo haces una coreo sobre la bici que pedaleas rodeado de velas. Da igual. Todos entran en la sala con el mismo entusiasmo que en la disco. “La energía de los jueves y viernes por la noche deja muy poco que envidiar a la de los sábados por la noche del Apolo”, se ríe Álvaro. “Después de este periodo difícil de cuarentena –añade- ha habido un cambio de mentalidad: de apreciar el deporte por algo más que quemar calorías. Como salud mental”.