Industria y cultura

Cultura propone un giro para el audiovisual en catalán

En un acto celebrado esta tarde, la consellera de Cultura, Natàlia Garriga, habló de buenas expectativas para el sector

Un fotograma de ’Alcarràs’, de Carla Simón.

Un fotograma de ’Alcarràs’, de Carla Simón. / Avalon

2
Se lee en minutos
Quim Casas

Con el título de ‘Fem un gir de guió per l’audiovisual en català’, el Departament de Cultura de la Generalitat ha organizado esta tarde un acto para evaluar la situación de nuestro audiovisual desde diversos frentes, y siempre, o en casi todos los casos, con un discurso esperanzador que quizá no se corresponda por entero con la realidad.

Distintas personas que forman parte del entramado de la gestación, financiación, realización, distribución y exhibición de los productos audiovisuales, como las cineastas y guionistas Neus Ballús y Clara Roquet, los productores Alba Sotorra y Tono Folguera, Carlos Ríos (director del festival D’A), Laura Fernández (Filmax), Carlota Guerrero (Catalunya Film Comission) o Eduardo Escuduero (A Contracorriente), explicaron a través de breves intervenciones en video sus respectivos cometidos.

En el plató, en vivo, comparecieron representantes de todos los sectores. La última presencia fue la de la consellera de Cultura, Natàlia Garriga, para quien el audiovisual es importante “para explicarnos, para crear imaginarios. Vivimos un momento dulce con el éxito de ‘Acarràs’, y hemos de aprovecharlo”.

Oxígeno para armar la producción

 La consellera tiró de cifras para certificar la bonanza: “Hemos incrementado en un 33 % los recursos del ICEC (Institut Català de les Empreses Culturals) y nuestro propósito es conseguir que el 2% del presupuesto de la Generalitat sea para Cultura. Ahora hemos subido del 1’1% al 1’3%”. Metas ambiciosas. En 2020, el audiovisual contó con 17’5 millones de euros. En 2022 se parte con 25’5 millones con la posibilidad de llegar a los 36’9 millones.

Noticias relacionadas

“Queremos que cada año haya cuatro películas catalanas de 2’7 millones de presupuesto, y cuatro series en lengua catalana de más de cuatro millones”, concluyó la consellera en un discurso destinado a hacer visible ese giro de guion para el audiovisual catalán.

También intervino el director del ICEC, Miquel Curanta, para quien “las ayudas al desarrollo de proyectos son auténtico oxígeno para trabajar el guion y armar la producción”. Para Francesc Xavier Vila, secretario de Política Lingüística, “Catalunya es una sociedad abierta y quiere acceder a los productos culturales en su propia lengua, hemos de asociar la lengua catalana a productos de calidad”, mientras que Laia Colell, de la asociación A Bao A Qu, responsable de la programación pedagógica ‘Cinema en curs’, recalcó que “es importante garantizar que cualquier joven, del contexto que sea, pueda descubrir el cine como un espacio de reflexión”.

Temas

Cine