Gira sin Watts

Quién es Steve Jordan, el nuevo batería de los Rolling Stones

  • El músico neoyorquino, acompañante habitual de Keith Richards, lleva moviéndose en la órbita 'stoniana' desde mediados de los años 80

  • Su extenso currículum incluye colaboraciones con Dylan, Springsteen, Neil Young, B.B. King y Andrés Calamaro, entre otros muchos

Steve Jordan, tocando con el John Mayer Trio en 2006.

Steve Jordan, tocando con el John Mayer Trio en 2006. / Noelle Smith

4
Se lee en minutos
Rafael Tapounet
Rafael Tapounet

Periodista

Especialista en música, cine, libros, fútbol, críquet y subculturas

Escribe desde Barcelona

ver +

Existe una maravillosa expresión inglesa para aludir a la posición de alguien que se ve obligado a reemplazar a otra persona en el ejercicio de una responsabilidad: ‘calzarse los zapatos de otro’, sería una traducción aproximada. Pues bien, al músico neoyorquino Steve Jordan (1957) le ha tocado calzarse los zapatos del desaparecido Charlie Watts como batería de los Rolling Stones en la gira que el incombustible grupo británico comenzará este domingo, 26 de septiembre, en San Luis, Misuri. Una papeleta de aúpa, y no solo por el gusto exquisito con el que Watts elegía su calzado (preferiblemente, mocasines ‘penny loafers’ de piel marrón y ‘oxfords’ de pala vega negros hechos a medida en la legendaria zapatería londinense de George Cleverley), sino por el estatus totémico que el batería fallecido había alcanzado como pilar del sonido, la imagen y la idiosincrasia de la banda.

Cabe suponer que a Steve Jordan le corresponderá un papel similar al que Darryl Jones lleva desempeñando desde que en 1993 sustituyó a Bill Wyman como bajista de los Rolling Stones tanto en los conciertos como en las grabaciones: el de músico asociado que no llega a tener categoría de miembro oficial. Pero el hecho de ser un agente externo no significa que el perfil del batería neoyorquino no encaje de manera bastante precisa en la historia y en el presente del grupo.

Un 'trabajo sucio' en 1985

Para empezar, no es esta la primera vez que Jordan empuña las baquetas al servicio de los Stones. Ya lo hizo en 1985 durante la grabación del elepé ‘Dirty Work’, cuando el volátil estado de Charlie Watts, que en aquellos años había desarrollado una adicción a la heroína, obligó a sus compañeros a reclutar a un sustituto para cubrir las ausencias del batería en algunas sesiones.

Ya entonces Steve Jordan reunía credenciales más que adecuadas para el trabajo. Igual que los Rolling Stones, había empezado su carrera profesional defendiendo un repertorio anclado en el blues, el rhythm and blues y el soul clásico; en su caso, como batería en la banda de los Blues Brothers, el dúo que los actores John Belushi y Dan Aykroyd fundaron en 1978 como parte de un ‘sketch’ para el programa ‘Saturday Night Live’, donde el veinteañero Jordan aporreaba los tambores. En ese espacio de la NBC coincidió con el pianista Paul Shaffer, que en 1982 persuadió al batería para que cambiara de plató y se enrolara en The World’s Most Dangerous Band, el grupo que amenizaba el ‘talk show’ ‘Late Night With David Letterman’.

Cómplice de Richards

Fue el mismo Charlie Watts, a quien Jordan había causado una muy grata impresión cuando los Rolling Stones participaron en el ‘Saturday Night Live’, el que sugirió a mediados de los años 80 su nombre como posible reemplazo eventual. En las sesiones de ‘Dirty Work’, el neoyorquino hizo buenas migas con Keith Richards, quien poco después le propuso volver a colaborar en la grabación de una versión del clásico stoniano ‘Jumpin’ Jack Flash’ con Aretha Franklin para la banda sonora de la película del mismo título protagonizada por Whoopi Goldberg.La alianza entre el guitarrista y el batería se hizo aún más estrecha cuando en octubre de 1986 ambos formaron parte de la banda que acompañó a Chuck Berry en los dos conciertos de homenaje de los que salió el documental ‘Hail! Hail! Rock’n’roll’ y quedó definitivamente sellada con la incorporación de Jordan a los X-pensive Winos, el grupo que ha acompañado a Richards en sus tres elepés en solitario –‘Talk is cheap’ (1988), ‘Main Offender’ (1992) y ‘Crosseyed Heart’ (2015)- y en las subsiguientes giras.

Steve Jordan y Keith Richards, en la gira de presentación de 'Talk is cheap'.

/ EPC

De Dylan a Calamaro

Noticias relacionadas

Más allá del universo ‘stone’, Steve Jordan ha desarrollado una prolífica carrera como músico de sesión, productor y compositor. La lista de discos en cuyos créditos aparece el nombre del neoyorquino simplemente tira de espaldas e incluye grabaciones de gigantes como Bob Dylan, Neil Young, Bruce Springsteen (el batería tocó en el álbum ‘Devils and Dust’), B.B. King, George Benson, Rod Stewart, Solomon Burke, Eric Clapton, Billy Joel, Alicia Keys, Bruno Mars y muchos otros. Entre ellos, Andrés Calamaro, que contó con las baquetas de Jordan en las canciones del elepé ‘Alta suciedad’, de 1997.Y por si todo ello no fuera suficiente, nuestro hombre aún ha tenido tiempo de militar de forma permanente en el John Mayer Trio (un trío consagrado al blues rock que completan el guitarrista y cantante John Mayer y el bajista Pino Palladino, otro instrumentista de ubicua presencia) y de formar junto a su esposa, Meegan Voss, el grupo The Verbs, que ha publicado tres elepés hasta la fecha. El último, ‘Cover Story’ (2015) es una colección de versiones de algunas de las canciones de los años 60 y 70 favoritas de la pareja e incluye una estupenda lectura del ‘Black is black’ de Los Bravos.