LO QUE NO SABÍAS DE...

Los secretos de la original sátira 'El cerro de los dioses' revelados por su director

La película se empezó a rodar con un presupuesto de tan solo 17.000 euros y casi en cooperativa

El guion y los personajes se fueron modificando a medida que cambiaban las circunstancias

Daniel M. Caneiro (centro), durante el rodaje del filme.

Daniel M. Caneiro (centro), durante el rodaje del filme. / BEGIN AGAIN

Se lee en minutos

Una de las películas más sorprendentes de esta temporada es El cerro de los diosesun curioso falso documental que juega con algunas características del found footage (metraje encontrado) al estilo de El proyecto de la bruja de Blair. Es el primer largometraje del realizador catalán Daniel M. Caneiro tras varios exitosos cortos y, pese a ser un debutante, ha conseguido que algunos artistas populares se apunten a su experimento. Entre otros podremos ver, interpretándose a sí mismos, a Itziar Castro, Mariam Bachir, José Corbacho, Alain Hernández, Isabel Coixet, Dafnis Balduz, Macarena Gómez, Will Sheperd, Raúl Arévalo o Melina Matthews. El reparto de ficción está encabezado por Paula Muñoz, Jaume Ulled y Lluis Altés (ganador del premio al mejor actor en el festival Sant Cugat Fantàstic).

La actriz interpreta a una directora de documentales que, junto a su productor, descubren que en Fuentelsaz del Campo, un remoto pueblo de Castilla-La Mancha, invitan regularmente a artistas para homenajearlos y que participen en una misteriosa ceremonia denominada “La Siega”. Casualmente (¿o no?), a partir de ese momento sus carreras despegan meteóricamente y se convierten en famosos. La protagonista se trasladará hasta allí para intentar resolver sus dudas: ¿Qué es lo que ocurre en realidad en esa enigmática localidad? ¿En qué consiste exactamente ese extraño rito? El filme está narrado en un tono irónico y es una comedia satírica muy original que se ha paseado por diversos festivales del género fantástico obteniendo una buena recepción. El director de esta inusual película, Daniel M. Caneiro, nos explica las anécdotas surgidas durante el rodaje.

Montaje con algunos de los famosos que aparecen en el filme. / BEGIN AGAIN

-El origen. “La película nace de un premio que me otorgaron en el Festival de Cine Fantástico de Sitges a Mejor Director Promesa, en donde también premiaron a Itziar Castro, Jaume Ulled, Mariam Bachir y a Will Shephard con los cuales, entre risas y cervezas, decidimos hacer un proyecto juntos para presentar al año siguiente en el festival. Todo empezó con hacer un corto y acabé convenciéndoles de que con un poco más de esfuerzo podíamos hacer un largometraje de bajo presupuesto y nos liamos la manta a la cabeza”.

-Un presupuesto de risa. “Se empezó a rodar tan solo con un presupuesto de 17.000 euros, lo que es una cantidad ridícula para una película de esta envergadura en España, y más si cuentas a los actores, técnicos y localizaciones que salen. Nadie ha cobrado nada por trabajar en ella y a la vez todos, de algún modo u otro, se han convertido en inversores de la película. Así que si hay beneficios, todos ganan algo. También rodamos todo lo que se ve en ella en 15 jornadas de rodaje, lo que es una locura a nivel de gestión y coordinación. Es un modelo de producción de cine que aprendí cuando estuve en Los Ángeles, películas de Ultra Low Budget (presupuesto súper bajo) las llaman. Así que decidí adaptar ese modelo de producción a la normativa y leyes españolas”.

 

 

-El director autolimitado. “Mucha gente no sabe, incluso del equipo, que soy tanto el guionista como el director, inversor y único productor ejecutivo de la película. Esto hizo que en varios momentos de la escritura, el rodaje y la postproducción de la película sufriera un desdoblamiento de personalidad múltiple en el que no podía evitar autolimitar mis ideas tanto de dirección como de guion en base a un presupuesto que yo mismo había ideado”.

-¿Pablo Iglesias en La Siega? “En uno de los primeros borradores del guion, había encontrado un blog en el que se relacionaba directamente el símbolo del Ouroboros con la formación política de Podemos y concretamente con Pablo Iglesias, a través del logo circular que tiene dicha formación política. Fantasee durante mucho tiempo con incluirlo en el guion junto a una entrevista falsa a Pablo Iglesias como la de los famosos que han pasado por La Siega. Al final decidí no incluirlo para no politizar la historia, pero si Pablo Iglesias está leyendo esto, me encantaría retomar dicha idea y hacerle esa falsa entrevista para saber qué tiene que ver su éxito reciente como vicepresidente del gobierno con La Siega”.

Este misterioso símbolo tiene gran importancia en la trama. / BEGIN AGAIN

-El proyecto de la bruja de Fuentelsaz. “El formato de falso documental y mi obsesión por impregnar de veracidad cada secuencia de la misma, me obligaba a otro tipo de limitaciones técnicas acordes con la narrativa de la película. Si estás rodando la historia de un equipo de documental amateur, que tiene pocos medios, tú tampoco puedes rodar con otro medios que los que ellos tienen. Así no podía utilizar una grúa, un dron, o algo tan sencillo como un travelling en una secuencia en donde debería de haber uno por lógica narrativa”.

-El lenguaje narrativo. “Quería un código de lenguaje propio para cada linea narrativa y que se fueran fusionando, a través del montaje, para así crear un lenguaje único. Los primeros 15 minutos de la película no solo sirven para adentrarnos en la historia, sino que también están confeccionados como método de aprendizaje de este lenguaje propio del filme. Pasados 10 minutos el espectador descubre cómo leer audiovisualmente dichos códigos y solo le queda dejarse llevar por los secretos que esconde la oscura y divertida leyenda de La Siega”.

Mariam Bachir era, inicialmente, la protagonista. / BEGIN AGAIN

-La protagonista inicial. “Mariam Bachir iba a ser la protagonista de la película. El guion se escribió en base a las necesidades de producción y de la disponibilidad de agenda de los actores principales de la película. A Mariam le salió de repente una oportunidad de trabajo que no podía dejar escapar y ya no tenía tanta disponibilidad, así que contacté con Paula Muñoz, con quien ya había trabajado en el cortometraje Alicia y me puse a reescribirlo para adaptarlo a ella, a la par que tuve que escribir un nuevo papel para Mariam, ya queríamos que formara parte de la película. El filme es un ejemplo de ingeniería narrativa audiovisual inversa, ya que adaptamos el guion a los elementos que teníamos a mano y los actores disponibles”.

-Mi pueblo. “Lo mismo pasaba con varios de los elementos y localizaciones que salen en la película. El pueblo de Fuentelsaz del Campo es el de mi mujer y el mío. De este modo y con la ayuda totalmente desinteresada de los vecinos tuvimos todas las facilidades del mundo para rodar y alojar a todo el equipo en las casas de la gente del pueblo y yo integré en el guion toda la parte real de historia del pueblo”. 

Los nombres de calles con famosos son una invención del director. / BEGIN AGAIN

-La realidad y la ficción. “Gran parte del guion y gira en torno a varios sucesos reales. En Fuentelsaz del Campo existe un dialecto propio que se llama Mingaña, que era el lenguaje que utilizaban los esquiladores del pueblo cuando iban a esquilar ovejas a otros pueblos, para que los dueños de las casas no los entendieran si estos hablaban mal de ellos. El Estratotipo, la fuente del Chorrillo, el Teleclub, las carreras de burros y muchas más cosas son totalmente reales y nos las cuentan las personas reales del pueblo que saben acerca de ello. Lo que no es cierto es lo de los nombres de las calles en el pueblo como la plaza de Nicolas Cage o la calle Donald Trump, aunque después de todo lo que ha pasado últimamente no descarto que el bueno de Donald haya pasado por Fuentelsaz a participar en La Siega…”

Aprovecharon un preestreno para rodar a más famosos. / BEGIN AGAIN

-Itziar forever. “Cuando estábamos rodando algunas de las entrevistas a gente famosa en Madrid, Itziar me explicó que esa misma noche había un preestreno de una película española, que todo el mundo iba a estar allí y que nos había conseguido un permiso para ir a rodar y liarla. Itziar iba cogiendo, una a una a distintas celebrities, sin salirse de su papel de actriz desquiciada por conseguir algo de éxito, y todos ellos iban cayendo en sus redes. Después, ella misma les contaba que era mentira y que era una de las escenas de la película. Así que de este modo e improvisando salió una de las secuencias que gran parte de la gente luego me dice que le ha encantado”.

-Los famosos. “Con las entrevistas de los famosos pasó algo parecido. La gran mayoría de ellos no tenían ni idea de lo que iban a rodar, ni de qué iba la peli. Con ellos hicimos una sesión de 30 minutos de grabación en donde iban improvisando en base a apuntes de sus personajes ficticios que yo les planteaba. Hubo un momento en la entrevista a Jose Corbacho en la que se detuvo en mitad de una de sus respuestas y me dijo: ‘No estaré pasándome de gilipollas, ¿verdad?, porque hasta yo mismo me estoy dando asco…’  Con Macarena Gómez llegó un momento en que yo ya no sabía distinguir realidad de ficción y la de Alain Hernández fue la más surrealista de todas. Son todos unos grandes genios… Hacer tal gamberrada con todo este talento por el mero gusto de hacer algo distinto, es uno de los momentos que se me quedarán grabados en la memoria durante toda la vida”.

Jose Corbacho fue uno de los actores que accedió a colaborar. / BEGIN AGAIN

-El sótano del director. “El mundo del personaje de Goran nace de la forma perversa que tengo de ver la realidad que me rodea y es que la frutería en donde rodamos, es la que tenia justo al lado del portal de mi piso y el sótano donde rueda sus películas porno es, en realidad, mi antiguo despacho en la parte baja”. 

-El ritual. “Es la parte en donde culmina la parte más terrorífica de la película, y yo, aunque me encanta la comedia y me siento muy cómodo rodándola, al fin y al cabo soy un enamorado del cine de terror y de suspense, así que me moría de ganas de rodarla. Convencí a Jep Brengaret, el director de fotografía, de rodar toda la escena del monte tan solo iluminando con fuego real, nada de artificios. Quería que fuera lo más arcaica y cruda posible. Todo el mundo estaba nervioso porque no era nada fácil de rodar, casi no habíamos ensayado, al día siguiente algunos de los actores se tenían que ir del pueblo y no se podía volver a rodar y el actor que hacía de criatura (Íñigo Galiano) tenía que llevar una prótesis de látex por todo el cuerpo y bajar un pequeño risco del monte de noche, casi descalzo y sin ver demasiado. Pero todo salía a pedir de boca. La luz de las antorchas con el fuego real de las hogueras le daba a todo el conjunto un toque macabro y auténtico genial. Iñigo, pese a las limitaciones del maquillaje prostético, lo estaba dando todo, pero, tras dos horas de rodaje…”

El misterio de la película subyace en un antiguo ritual. / BEGIN AGAIN

Te puede interesar

-El diluvio universal. “Se puso a llover a cántaros, todos salimos corriendo para resguardarnos en las carpas que teníamos habilitadas en mitad del monte y no paró de llover hasta dos horas más tarde. Toda la madera de las hogueras, junto a las antorchas, chorreando agua; el látex de la criatura cayéndose a trozos y sin tiempo ni material para hacer otro; el equipo cansado y con el frío en el cuerpo y todos sabiendo que no podíamos rodar nada al día siguiente. Tras una reunión de urgencia en pleno diluvio universal decidí que debíamos seguir rodando tras la tormenta, reforzando las nuevas tomas con algo de luz artificial y adapté e improvisé un final alternativo para poder cerrar la película de forma coherente. El ritual iba a durar mucho más e iba a ser mucho más impactante a nivel de género de terror pero a alguien de arriba no le gustó que sacáramos a la criatura de su descanso ancestral en el monte y así nos lo hizo saber…”

-La inspiración del ritual. “Respecto a la primera parte del ritual, la que se hace en las balsas del pueblo, gran parte de los diálogos y de la misma acción son extraídos y adaptados de textos de misas de bautismo, comunión y confirmación católicas. La verdad es que esta es mi visión de cualquier misa católica a la que de pequeño me hacían ir (a regañadientes) con mis padres y en el colegio. Lo del sacrificio humano cuchillo en mano quizás no lo viví de pequeño, pero son cosas que puedes encontrar fácilmente en cualquier libro de religión de EGB. Si no que se lo digan a Abraham e Isaac…”