05 ago 2020

Ir a contenido

FESTIVAL GREC

'Covid-451', la ficción son los otros

El dramaturgo Sergio Blanco construye una nueva pieza a partir de testimonios de personas que han luchado contra la pandemia en hospitales

Manuel Pérez i Muñoz

Un momento de la propuesta de Sergio Blanco ’Covid-451’, en el Festival Grec. 

Un momento de la propuesta de Sergio Blanco ’Covid-451’, en el Festival Grec.  / ALFRED MAUVE

La extraña realidad actual hizo coincidir el lunes la amenaza de anulación del Festival Grec y el estreno de un nuevo formato de Sergio Blanco, una lectura dramatizada nada al uso con los espectros del covid-19 como tema central de reflexión.

Multiplicando el efecto de sus jugosas autoficciones –pactos de la mentira en escena–, el dramaturgo franco-uruguayo propone ahora la alterficción. Cinco trabajadores hospitalarios acompañan esta vez al también director para construir con sus testimonios y experiencias un supuesto caso grave de ingreso por coronavirus.

«La verdad y la realidad no me interesan demasiado», oímos como se defiende Blanco en escena ante las réplicas que él mismo ha escrito para los otros protagonistas. Se entra en un juego de espejos pirandelianos que explota la presencia del autor en escena. Vemos coser casi en directo las costuras de la ficción, hasta el punto que los demás participantes se ven obligados a salir en defensa de la realidad de sus experiencias personales. El acierto del casting y la sencilla puesta en escena, casi sin afectación, esquivan las trampas sentimentales que un tema tan actual podía haber dispuesto.

Engranaje introspectivo

En cambio, el engranaje introspectivo del texto no encaja tan bien como en otras lecturas de formato parecido ('Memento mori', este miércoles y jueves también en el Lliure). Algunas escenas exageran el tono de la autoparodia o, incluso, proyectan asociaciones extrañas: ¿meter a Batman para hablar de los murciélagos y su capacidad de transmitir virus? 

Aun así, aparecen bastantes cruces interesantes de conceptos, como por ejemplo la oposición entre los lenguajes de la ciencia y el arte, o la capacidad de alivio y sanación que comparten teatro y medicina, asociación casual pero oportuna cuando planeaba sobre las salas la amenaza de cierre.