Ir a contenido

ESTRENO

'Considering Matthew Shepard', canto a la convivencia en el Palau

Un terrible asesinato homófobo inspira una pasión moderna interpretada por 200 voces de los coros del Orfeó Català en un concierto semiescenificado

Els Amics de les Arts, Big Mama Montse y Manu Guix actúan como solistas con Marta Mathéu, Joan Martín-Royo y Marina Rodríguez

Marta Cervera

El director Simon Halsey (izquierda) y Manu Guix, en el ensayo a piano de Considering Matthew Shepard, en el Palau de la Música Catalana.  / RICARD CUGAT

El director Simon Halsey (izquierda) y Manu Guix, en el ensayo a piano de Considering Matthew Shepard, en el Palau de la Música Catalana. 
Simon Halsey (izquierda), con el barítono Joan Martín-Royo, en el ensayo a piano de Considering Matthew Shepard en el Palau de la Música Catalana. 
Matthew Shepard, izquierda, y sus asesinos, condenados a cadena perpetua. 

/

Matthew Shepard, un estudiante homosexual de 21 años, murió en Wyoming en 1998 a manos de dos chicos que, tras dejarlo casi inconsciente a golpes, lo ataron a una valla en medio del campo y lo quemaron. Encontrado por un ciclista, Shepard falleció cinco días después en el hospital. El brutal asesinato generó una corriente de solidaridad contra la intolerancia antigay y movilizó desde políticos a estrellas de la música como Elton John, Madonna y Barbra Streisand; también ha sido objeto de numerosos documentales, obras de teatro, libros y películas que han convertido a Shepard en un símbolo de la lucha contra la homofobia. Además, el caso impulsó en el 2009 la promulgación de una ley que tipificaba los crímenes por odio.

Inspirándose en el suceso, el compositor Craig Hella Johnson estrenó 'Considering Matthew Shepard' con su grupo Conspirare en el 2016 en Austin (Texas). Su conmovedor oratorio es una pasión moderna; su estructura guarda similitudes con la 'Pasión según San Mateo', pero en ella confluyen estilos diversos, ya que la música culta se funde con el el country, el jazz y el pop.

Este sábado, se estrena por primera vez fuera de EEUU en el Palau de la Música, en una ambiciosa producción con 200 voces de tres coros de la casa -Orfeó Català, Cor de Noies y Cor Jove- dirigida por Simon Halsey y en la que participan la cantante de blues Big Mama MontseManu Guix, que ejercerá de tenor y dará voz a la víctima del ataque homófobo; Els Amics de les Arts; el barítono Joan Martín-Royo; la soprano Marta Mathéu, y Marina Rodríguez, mezzosoprano. Ellos ejercerán de solistas junto a los coros y a una pequeña orquesta con piano, percusión, guitarras, clarinete, violín, viola, violonchelo y contrabajo.

"Esta obra te deslumbra y te arrastra. Más allá de su calidad musical, veo en ella una parábola de los tiempos que corren, de toda esa ira que supura en la América de Trump o en la Inglaterra del Brexit", opina Simon Hasley, director artístico de los coros del Orfeó Català. "Es una gran llamada a la convivencia y al entendimiento entre los seres humanos, un mensaje más necesario que nunca", añade esta eminencia que alterna su trabajo en Barcelona con destacadas formaciones en Berlín y Londres. "Hace algunos años estaba claro que no podías maltratar a nadie por su condición sexual o su color de piel pero esto está cambiando. En mi país, desde que se aprobó el Brexit los delitos por odio han aumentado un 30%", dice sin inmutarse, con esa compostura tan británica.

"Este oratorio es una gran llamada a la convivencia y al entendimiento entre los seres humanos"

Simon Halsey

Director artístico de los coros del Orfeó Català

Todos los intérpretes están abrumados por el poderoso mensaje de 'Considering Matthew Shepard'. "Es una obra con armonías modernas pero conmovedoras. Dispone a abrir el corazón con un mensaje de tolerancia y libertad", explica Montse Pratdesaba, alias Big Mama Montse, tras cantar su inspiradora pieza, interpretación que Halsey ha calificado de "super". Para ella, su parte es como un precioso poema. "Es una especie de exorcismo contra la maldad. Anima a espantar el odio y los pensamientos negativos pero también es una voz que consuela a Matthew ante su miedo a morir y que llama a la compasión y al amor". Extractos del diario de la víctima, declaraciones de sus padres en el juicio que condenó a cadena perpetua a los asesinos, extractos de noticias y diversos poemas nutren el libreto.

Semi-escenificado y con proyecciones         

Más allá de la música, David Selvas y Norbert Martínez, de La Brutal, intentarán transmitir la historia dotándola de vida creando atmósferas con una puesta en escena semi-escenificada. En una pantalla se proyectarán los subtítulos de la obra pero la historia se podrá seguir también a través de figuras en miniatura de David Espinosa manipuladas y filmadas en directo. "La puesta en muy sutil, tranquila y delicada", asegura Selvas.   

Halsey aspira a seguir sorprendiendo con proyectos diferentes y significativos para atraer la atención internacional. Y ya piensa en nuevos proyectos. "Cada temporada nos embarcaremos en nuevas aventuras que vayan más allá de la música con varios coros de la casa y en conexión con otras disciplinas artísticas como el teatro o la danza".

0 Comentarios
cargando