CINE

Leonardo DiCaprio y Martin Scorsese, juntos de nuevo en Devil in the White City

Paramount ha recuperado los derechos cinematográficos sobre el libro de Erik Larson 'The Devil in the White City: Murder, Magic and Madness at the Fair That Changed America'

Se lee en minutos

Dos años después de 'El lobo de Wall Street' y tras cinco películas juntos, Leonardo DiCaprio y Martin Scorsese volverán a reunirse en Devil in the White City. El actor protagonizará la nueva cinta de Paramount, que dirigirá el famoso cineasta.

Según publica Deadline, Paramount ha recuperado los derechos cinematográficos sobre el libro de Erik Larson 'The Devil in the White City: Murder, Magic and Madness at the Fair That Changed America' (2003). Una historia verídica que también habían perseguido Universal o Fox para llevarla al cine.

DiCaprio interpretará a H.H. Holmes, uno de los asesinos en serie más prolíficos de la historia de Chicago. Un monstruo que pudo llegar a asesinar hasta a 200 personas, la mayoría mujeres jóvenes, durante la Feria Mundial de Chicago en 1893. Tanto Holmes como el arquitecto Daniel H. Burnham utilizaban un hotel especialmente construido para hacer desaparecer a sus víctimas.

El proyecto de Devil in the White City lleva 10 años dando vueltas en Hollywood y DiCaprio había puesto el ojo en la historia desde 2010. Hace un mes expiraron los derechos de Warner Bros y Paramount ha asumido de nuevo Devil in the White City, tras haber tenido -y perdido- los derechos en dos ocasiones.

Te puede interesar

Una vez más el tándem DiCaprio-Scorsese se vuelven a reunir tras haber trabajado juntos en 'Gangs of New York' (2002), El Aviador (2004), Infiltrados (2006) y Shutter Island (2010) y El lobo de Wall Street (2013). Billy Ray (Los Juegos del hambre, Capitán Phillips) será el encargado de escribir el libreto.

Con esta película Paramount intentará repetir el éxito que les reportó en 2013 El Lobo de Wall Street, que consiguió cinco nominaciones a los Oscar con Scorsese como director y DiCaprio como protagonista. Aunque por cuarta vez el actor se quedó sin la estatuilla.