presentación en sociedad de 'Wrecking ball'

Manel Fuentes y Bruce Springsteen, en París

EL PERIÓDICO publica este viernes el 'encuentro' entre el periodista y el Boss

Bruce Springsteen, en la rueda de prensa de París.

Bruce Springsteen, en la rueda de prensa de París.

1
Se lee en minutos

Si el miércoles era Sarkozy quien presentaba su candidatura a seguir al frente de la Francia de los recortes y el cumplimiento de los objetivos de déficit, este jueves en el Teatro Maringy, a menos de 200 metros del Elíseo,Bruce Springsteen presentó en sociedad suWrecking ball, que se pondrá a la venta el 5 de marzo. El periodistaManel Fuentes ha entrevistado al Boss, que sigue fiel a su trayectoria y a su necesidad de explicar lo que sucede en el mundo.Fuentesdestaca en la apertura de la sección de Icult de EL PERIÓDICO la sensibilidad de Springsteen ante el movimiento de los indignados estadounideses. "Han cambiado el tema de conversación en mi país. La gente habla de economía, de redistribución de la riqueza, cosa que no pasaba desde hacía décadas. Mi música se mueve entre la realidad y el sueño americano y a veces estos conceptos están muy alejados el uno del otro".

Noticias relacionadas

Fuentesopina que el último disco,Wrecking ball,es una inmensa bola que sirve para demoler edificios de viejas convicciones, para acabar con mantras que no llevan a ninguna parte y que camuflan la realidad más cruda. El Boss explica: "Cuando hice este disco estaba trabajando en otro que no era con la banda, lo aparqué y me puse con este, cosa que me pasa muy a menudo. Empecé preguntándome: '¿Tenemos que preocuparnos nosotros?', proponiendo preguntas que van contestando las otras canciones del disco y la verdad es que el proceso creativo fue muy rápido". Percusiones poderosas, gospel y música tradicional americana junto a guitarras rockeras y estribillos pegadizos. El resultado son estadios y multitudes que acompañan al músico y cantante, que retrata la crudeza del momento, nuevos adoquines en forma de canciones para tal vez un nuevo mayo del 68.

>> Si desea leer el texto completo de esta noticia abónese a e-PeriódicoSi desea leer el texto completo de esta noticia abónese a e-Periódico