El Periódico de Catalunya

Lunes 21 mayo 2018

Inicia sesión

Inicia sesión con tu cuenta de El Periódico

Olvidé la contraseña Política de privacidad

Si todavía no eres usuario, Regístrate

CANTANTE CON TABLAS

La voz más personal de Ricky Fargas

El músico, curtido como intérprete de versiones, canta los temas de su disco 'Imperfectos' en el Oncle Jack

Música directa: Ricky Fargas interpreta 'Bicho malo'

CAMILA TOVAR TRUJILLO

Confiesa que está un poco cansado de que hablen de él como "el futbolista que se metió a cantante", y de que le digan que es "el nuevo Julio Iglesias", que cambió la portería por el micrófono. Normal su hastío: Ricky Fargas (Manresa, 1973) lleva ya suficiente tiempo en los escenarios como para haberse ganado el reconocimiento como músico al margen de que un día tuviera una carrera futbolística que le llevó hasta Finlandia y China, tras recorrer los campos de Segunda A defendiendo las camisetas, entre otros, del Leganés, el Villarreal y el Castellón. Normal, también, que a los periodistas les llame la atención el cambio y tiren de comparación rápida. "Pero no es exacta: yo no me hice músico después de colgar las botas: yo ya lo era mientras las llevaba".

En cualquier caso, el fútbol es historia en su vida desde hace ya una década larga, y hoy es un músico curtido en llenar escenarios y levantar noches sin más armas que su voz, su guitarra y su capacidad de conectar con la audiencia. Fargas toca todos los sábados y dos jueves al mes en La Taverna de Barcelona, un local que ofrece dos pases de música en directo cada noche de la semana (todas y cada una de ellas, hasta las tres de la madrugada, para los que dicen que en Barcelona no hay ambiente un martes por la noche), y cada primer jueves de mes en el Hard Rock Café. En esas actuaciones ha conseguido forjar un público fiel, que incluso le sigue en verano cuando se multiplican las actuaciones en los chiringuitos y locales de la costa. Muchos de ellos esperan oírle cantar los clásicos del pop-rock que componen su repertorio en esas ocasiones, pero algunos han dado el salto a conocer al Ricky Fargas auténtico: el que revelan sus propias canciones.

Ricky Fargas y Manel Alba, después del acústico que grabaron para 'On Barcelona'. JULIO CARBÓ

"Hace unos años logré hacer realidad el sueño de grabar un disco con mis propios temas. Edité 'Imperfectos' y lo presenté en un concierto en Bikini, ante casi un millar de personas. Pero luego las cosas no salieron tan bien como esperaba y fui aparcando mi proyecto personal. Me volqué en mis actuaciones en los locales de música en directo, que me permitían vivir de mi pasión (con altibajos, que esto no es nada fácil), y dejé de lado mi disco. Pero he visto que la gente que me sigue lo ha ido descubriendo por sus propios medios, a través de la red, y muchas veces me pide que cante mis temas. 'Oye, a mí me encanta Te vendí mis besos y la quiero oír en directo', me dicen, por ejemplo. Así que he decidido que ha llegado el momento de volver a defender ese trabajo, con la ayuda de Manel Alba, que se incorpora al proyecto 'Imperfectos' como pieza clave para reflotar el disco que ya existe y hacer cosas nuevas juntos".

A POR OTRO SUEÑO

El primer paso de esta nueva etapa de Fargas es el concierto que ofrecerá el viernes, 19 de enero, en la sala Oncle Jack de L'Hospitalet, un local pequeño en aforo pero inmenso en prestigio. "Me hace muchísima ilusión tocar allí porque es un clásico de los conciertos acústicos, y por él han pasado músicos importantísimos". Ya han colgado el 'sold out' y el músico promete dos horas con los temas de 'Imperfectos', varios de los que formarán su nuevo disco y alguna de esas versiones pop-rock que borda y con las que no ha parado de crecer en los últimos años. "Claro que mi sueño es poder vivir de mis canciones, pero todas esas horas de escenarios han hecho que hoy esté mucho más preparado para sacar adelante mi proyecto que cuando lo presenté en Bikini. Ese es otro sueño: poderlo volver a defender, como aquella noche, en formato banda". Al tiempo.