Ir a contenido

LA PREGUNTA AÚN SIN RESPUESTA

El 'paddock' de MotoGP se pregunta: ¿cuándo se retirará Rossi?

El 'Doctor' ha cumplido su décima temporada persiguiendo su anhelado décimo título mundial, protagonizando la peor racha de su exitosa carrera

'Vale', que está taponando en Yamaha la progresión del 'rookie' Quartararo, suma ya 46 grandes premios sin ganar, desde el GP de Holanda-2017

Emilio Pérez de Rozas

El italiano Valentino Rossi (Yamaha) medita, antes de ir a la parrilla de Sepang, en el box del equipo Monster Yamaha.

El italiano Valentino Rossi (Yamaha) medita, antes de ir a la parrilla de Sepang, en el box del equipo Monster Yamaha. / JESÚS ROBLEDO

“Deberíamos preocuparnos. Y mucho. En los últimos años, pilotos de una generación tremenda se están yendo a casa. Me parece preocupante, porque son pilotos de altísimo nivel. En pocos años, hemos perdido tres y, si os fijáis, no son tan fáciles de reemplazar”.

Hace escasas semanas, cuando el pentacampeón mallorquín Jorge Lorenzo, anunciaba, en Valencia, a los 32 años, su jubilación como piloto de MotoGPAlberto Puig, el director deportivo que le dio la oportunidad de correr para el equipo Repsol Honda, además de agradecerle su generosidad “y el inmenso corazón que tiene”, añadió su nombre a los de Dani Pedrosa, que se fue a los 33 años, y el australiano Casey Stoner, que se jubiló con 26. Lorenzo se ha ido harto de hacerse daño; Pedrosa, porque creía haber cumplido su ciclo y Stoner “porque ya no me divierto y no me gusta la vida del ‘paddock’”. Bueno y, además, porque Adriana, su pareja, acababa de darle una preciosa hija, Alessandra.

Las razones de una crisis

Ninguno de ellos tenía los 40 años que atesora el italiano Valentino Rossi. Bueno, casi 41, pues los cumplirá el próximo 16 de febrero. Ninguno tenía nueve títulos mundiales. Ninguno había ganado 115 grandes premios. Ninguno había sumado 234 podios en las 402 carreras que ha corrido el ‘Doctor’. Y, por supuesto, ningún posee la fortuna, el carisma, la posición privilegiada que ‘Vale’ ostenta en el ‘paddock’ y en el negocio de MotoGP. Y ninguno de ellos, cierto, arrastraba los millones de fans que arrastra Rossi.

Pero, sí, todo el mundo, concluida la temporada nº 24 de Rossi en el Mundial, se pregunta cuándo se rendirá Valentino, cuándo dejará que un joven, por ejemplo, el fabuloso ‘rookie’ de Yamaha, el francés Fabio Quartararo, ocupe su lugar en el equipo oficial de la firma de los diapasones. Cuándo se cansará de no ganar: lleva 46 grandes premios sin vencer, desde Holanda-2017. Cuándo se cansará de perseguir su sueño: este año se han cumplido 10 años buscando su 10º título mundial. Cuándo se cansará de quedar a 246 puntos, es decir, ¡10 victorias! (250 puntos) del mejor, de Marc Márquez.

El veterano italiano Valentino Rossi se pone el casco en la parrilla del GP de Malasia. / JESÚS ROBLEDO

Rossi tiene respuestas (personales, que no públicas) para todas esas cuestiones. Está en forma. Aún se divierte corriendo. No se ha hecho daño. O mucho daño. Posee un auténtico negocio de mercadotecnia a su alrededor de decenas de millones de euros (tanto con su marca personal como fabricando prendas para el resto de pilotos). Ha creado la mejor escuela de pilotos del mundo. Los japoneses de Yamaha le comen en la mano y jamás le dirán que se jubile, pues venden muchas motos gracias a él. El responsable del equipo Monster Yamaha, el británico Lin jarvis, es casi un empleado más suyo. Y mantiene a la ‘tribù dei chihuahua’, amigos, asistentes, entrenadores y empleados a sueldo suyo y a su servicio. ¿Por qué debería jubilarse?

"No acabo de acostumbrarme a ver a Valentino peleando por la octava plaza. En mi época, salía 11º y ganaba"

Jeremy Burgess

Técnico de Valetino Rossi cuando ganaba títulos mundiales

La tesis más extendida en el ‘paddock’ es porque ya no volverá a ganar, ni grandes premios ni títulos. Porque ya ha pasado su tiempo. Porque, dentro de Yamaha, ya hay tres pilotos más rápidos que él: Maverick Viñales, el propio ‘Diablo’ Quartararo y Franco Morbidelli. Porque está taponando la progresión de su posible heredero en Yamaha. Y porque, aunque él siga haciendo cambios en su equipo (este año ha jubilado a su técnico Silvano Galbusera, sustituyéndolo por el catalán David Muñoz), el problema es que ya no es lo veloz que era. “No acabo de acostumbrarme a verle peleando por la octava plaza”, dijo recientemente su antiguo técnico, el australiano Jeremy Burgess, a ‘La Gazzetta dello Sport’. “En mi época, salía el 11º, como ocurrió en Alemania-2006, y ganaba”.

El día que se retiró Agostini

Rossi habla estos días de que “el problema no es la moral, el cerebro, la cabeza, la mente, el problema son los resultados”. Y, sí, pese a que sus rivales tienen 25 (Morbidelli), 24 (Viñales) y 20 (Quartararo), a él no le inquieta esa situación porque se sabe un ‘ser superior’ tanto en Yamaha como en el Mundial. “Es evidente que, dada su trayectoria, Valentino se ha ganado el derecho a decidir sobre su futuro, cuándo y cómo se irá. Yo, por ejemplo, después de tantas victorias y títulos cuando empecé a perder, a pasar desapercibido, a oír decir a la gente que estaba acabado, sentí que me humillaban y me fui”, confiesa el mítico Giacomo Agostini, 15 veces campeón del mundo.

Las manos mágicas del veterano italiano Valentino Rossi. / JESÚS ROBLEDO

“Yo creo que Valentino se tendría que haber retirado ya, no tiene demasiado sentido que, después de todo lo que ha ganado y lo que ha significado para el motociclismo, siga en activo”, señala Marco Lucchinelli, campeón del mundo de 500cc, con Suzuki, en 1981. “Yo lo único que digo es que sigo sintiendo una gran admiración por alguien que ha hecho todo lo que ha hecho ‘Vale’ y, encima, sigue levantándose cada mañana con ganas de correr. Es más, ¡ojalá! yo pueda llegar a los 40 con esas ganas de vivir y correr”, señala Marc Márquez.

"Después de ganar tanto, tanto, cuando empecé a perder y la gente empezó a decir que estaba acabado, me fui"

Giacomo Agostini

Piloto italiano récord en títulos mundiales con 15

Es evidente que Rossi está esperando cómo es la Yamaha M1 del 2020. Desde luego, el prototipo que ha probado “carece todavía de la potencia de motor, empuje, aceleración y velocidad que nos permita pelear con Honda y Ducati”. Si la moto le gusta y él se siente competitivo, el ‘Doctor’ se planteará, en el primer tercio de Mundial, renovar dos años más por Monster Yamaha, de lo contrario cumplirá el año que le queda de contrato y cederá su sitio en el ‘team’ oficial a Quartararo. Claro que, tal vez, en ese instante, Yamaha deberá buscar otro compañero para el ‘Diablo’, pues todo parece indicar que Viñales, harto de que la firma de los diapasones solo piense en Rossi, fichará por Ducati para el 2021-2022.

Burgess, una de las personas que más y mejor conoce a ‘Vale’, ha sido muy claro. “Pienso en lo que debía pensar Michael Schumacher. O en lo que piensa Roger Federer. La pregunta que se tiene que hacer Valentino es muy sencilla: ¿crees que puedes pilotar como pilotabas en el 2008 cuando ganaste a Stoner en Laguna Seca?”

La respuesta es “no”. Y Rossi lo sabe, pero hoy correrá los 100 Kilómetros en su rancho de Tavullia, la semana que viene se enfrentará, en Valencia, a Lewis Hamilton con su Yamaha y con el Mercedes F-1 y, la siguiente, competirá con un Ferrari GT3 Monster, hecho a medida, en las 8 Horas de Abu Dabi. Si tienes leche gratis, que necesidad tienes de comprarte la vaca.