Ir a contenido

FIN DE TEMPORADA EN EL QUIRÓFANO

Marc Márquez abandona el hospital un día antes de lo previsto

El campeón del mundo de MotoGP iniciará, el próximo domingo, su dura y larga rehabilitación en Cervera tras ser operado del hombro derecho

Genís Cuadrod, su preparador físico, y Carlos J. García, su fisio, ya tienen todo el plan preparado para acortar las fechas de recuperación

Emilio Pérez de Rozas

Marc Márquez, hoy, en la habitación del Institut Dexeus, donde ayer fue operado del hombro derecho.

Marc Márquez, hoy, en la habitación del Institut Dexeus, donde ayer fue operado del hombro derecho. / INSTAGRAM MARC MÁRQUEZ

El campeonísimo Marc Márquez (Honda) ya esá en su casa de Cervera (Lleida) después de que esta misma mañana, contra todo pronóstico, abandonase, 24 horas antes de lo previsto por los doctores Mir, Victor y Teresa Marlet, que le operaron ayer del hombro derecho. Márquez empezará este mismo domingo la dura y larga rehabilitación, que le debería de permitir, el próximo 6 de febrero, estar a punto para el primer ensayo del Mundial-2020, que tendrá lugar, como siempre, en el trazado de Sepang (Malasia).

Pese a que la recuperación será tan dura y larga como la vivida el año pasado tras la doble operación en su hombro izquierdo (esta vez los doctores solo le han puesto el toque oseo, pero no ha habido reconstrucción por artroscopia de los ligamentos del hombro derecho), Márquez tiene dos ventajas: una, esa, que solo ha sufrido una operación y, dos, que se ha operado casi dos semanas antes de lo que lo hizo, en el 2018, cuando entraba en el quirófano el día 6 de diciembre.

Eso sí, en Cervera ya se encuentran los dos hombres que le permitieron protagonizar un nuevo milagro, recuperándose de tan difícil intervención en dos meses. Su preparador físico personal Genís Cuadros, y su fisioterapueta de confianza, Carlos J. García, que ya tiene establecido el plan de trabajo de los próximos meses y Navidades. La operación, según reconocieron los doctores Mir, Victor y Teresa Marlet ha sido larga y minuciosa, pero todo un éxito.

Operación muy necesaria

Después de completar su temporada más exitosa en la categoría reina, el ocho veces campeón del mundo de motociclismo, el piloto catalán Marc Márquez, de 26 años, ha sido operado en el Hospital Universitari Dexeus del Grupo Quironsalud, a lo largo de varias horas de su hombro derecho, que corría peligro de provocarle múltiples problemas en la próxima temporada, como ya le ocurriera, el pasado 2018, con su hombro izquierdo, operado también, en diciembre del 2018. De nuevo han sido los doctores Xavier Mir, Victor y Teresa Marlet, padre e hija, especialistas, respectivamente, de hombro y astroscopia, quienes han realizado la delicada pero exitosa operación.

Decisión premeditada

Tras notar molestias en su hombro derecho y después de la caída del pasado lunes en el test de Jerez, el piloto del equipo Repsol Honda ha tomado la decisión de operarse como medida preventiva tras consultarlo con sus doctores. La intervención ha sido similar a la realizada en el hombro izquierdo a finales de 2018, aunque de naturaleza menos intrusiva. Marc Márquez, según el comunicado difundido a última hora por Honda y la escudería Repsol Honda, recibirá el alta en las próximas 48 horas. Entonces iniciará en Cervera la recuperación y el entrenamiento invernal para preparar el test de Sepang.

Sabido es que, el pasado mes de diciembre, después de conquistar, una vez más, el título mundial de MotoGP, Márquez se sometió a una doble operación en su hombro izquierdo, harto de que se le saliese continuamente (llegó a sufrir hasta 25 percances a lo largo de la temporada) aunque, en aquella ocasión, los doctores Mir, Víctor y Teresa Marlet le practicaron una doble sujeción para que no volviese a tener problemas nunca más en esa articulación.

Todo empezó en Malasia

El hombro izquierdo quedó en situación crítica tras el accidente sufrido, en el último Gran Premio de Malasia, en la jornada del sábado, cuando, persiguiendo al 'rookie' francés Fabio Quartararo (Yamaha), el campeonísimo de Cervera (Lleida) perdió el control de su Honda RC213V y, tras dar un par de pasos, de pie, sobre el asfalto, golpeó en la pista y en la gravilla con su hombro derecho, sufriendo una fuerta contusión. La radiografía de aquella revisión ya fue enviada a Barcelona donde el doctor Mir le advirtió a Márquez que, posiblemente, al concluir el campeonato debería revisar minuciosamente esa articulación.

Anticipándose a los problemas 

La caída del primer día de test en Jerez, justo el penúltimo día de la temporada, hizo temer lo peor al lider del 'team' campeón Repsol Honda y es que se repitiese, a lo largo de la próxima temporada, es decir, a lo largo del 2020, el calvario sufrido en el 2018 con el hombro derecho.

Márquez aseguró a El Periódico el pasado martes, antes de abandonar el trazado de Jerez, que no podía exponerse a que cualquiera de las caídas que, seguro, iba a sufrir en los primeros ensayos y test de la pretemporada, tanto en Sepang (Malasia), del 7 al 9 de febrero, como en la semana anterior al primer GP del año, en Doha (Catar), acabasen de destrozar los ligamentos de su hombro derecho y, por tanto, pusiesen en peligro, entonces sí, la renovación de la Triple Corona de este año (título de pilotos, constructores y escuderias). "No pienso arriesgarme a que me ocurra eso, así que, aunque me quede sin vacaciones y pase unas malas Navidades, voy a operarme y a trabajar duro para poder llegar a tiempo al primer test del 2020, en Malasia", señaló el campeón, camino del aeropuerto de Jerez.

Cuando salga del Institut Dexeus, Márquez volverá a establecer su centro de trabajo, entrenamiento y rehabilitación en Cervera (Lleida) donde contará, no solo con la ayuda inestimable de su preparador físico, Genís Cuadros, sino, de nuevo, con el refuerzo imprescindible del mismo fisioterapeuta que, durante más de dos meses, el pasado año, le ayudó a estar a punto tras la doble y más complicada operación sufrida en su hombro izquierdo. Carlos J. García ya está en Barcelona para ayudar al octocampeón del mundo a recuperarse cuanto antes. Los plazos, pese a que la operación de este miércoles parece haber sido menos dura y complicada, son idénticos: más de dos meses.

Temas: Marc Márquez