Ir a contenido

Colabora:

TRIBUNA

Una Nueva Agenda Urbana

Oriol Illa

Algunos de los documentos recientes más importantes que se han aprobado en el ámbito internacional tienen un elemento en común: las ciudades y las áreas metropolitanas, los actores más capacitados para resolver los objetivos que las agendas globales plantean.

Unos objetivos acuciantes e improrrogables, como la reducción de las desigualdades, lograr una economía baja en emisiones de CO2 o la construcción de ciudades seguras y resilientes, que sólo serán posibles con la complicidad y el compromiso de los actores locales: municipales y metropolitanos.

La Nueva Agenda Urbana supone un gran reto en el diseño de las ciudades y las áreas metropolitanas y se basa en el impulso de políticas urbanas nacionales, el fortalecimiento de la legislación, la planificación y el diseño urbano, la economía y la implementación local. Las conurbaciones tendrán un protagonismo que, hasta ahora, no han tenido.

Benjamin Barber nos anticipa un orden mundial diferente, en el que las ciudades y sus gobernantes, serán responsables de una etapa en la que el poder local será clave.

En cuanto a los instrumentos, políticos, institucionales y económicos de los que habrá que dotar a las metrópolis para un mejor desarrollo, deben estar legitimados desde la participación e implicación ciudadana y la gobernanza metropolitana, y que justifican el Congreso Internacional PostHabitatIII organizado por el AMB. 

Oriol Illa, Director de Internacional y Cooperación del AMB

0 Comentarios
cargando