Comunicación

Oriol Burgada vuelve a casa para relanzar “la televisión de Mataró”

El pleno municipal ratificó este jueves la candidatura del periodista de Mataró para dirigir el ente público de radiotelevisión durante cuatro años

El alcalde de Mataró, David Bote, junto al nuevo director de Mataró Audiovisual, Oriol Burgada, este viernes en el Ayuntamiento de Mataró.

El alcalde de Mataró, David Bote, junto al nuevo director de Mataró Audiovisual, Oriol Burgada, este viernes en el Ayuntamiento de Mataró.

5
Se lee en minutos
Joan Salicrú
Joan Salicrú

Periodista

ver +

“Para un periodista de Mataró como yo, que le encarguen dirigir los medios públicos de la ciudad es un honor. Para mí es un reto y la expresión de un compromiso”. 

Ya está todo dicho. Quien así habla es Oriol Burgada (Mataró, 1982) que desde este viernes -después de haber dirigido en los últimos años la comunicación de dos 'conselleries' de la Generalitat- se pone a cabeza de Mataró Audiovisual, el ente público de radiotelevisión que incluye Mataró Televisió, Mataró Ràdio, un portal de información y una productora de contenidos.  

Unas horas después que el pleno municipal ratificara por amplia mayoría (votaron a favor PSC, ERC y Mataró en Comú Podem) el nombramiento propuesto por el consejo de administración de Mataró Audiovisual y de firmar el contrato que lo ligará durante cuatro años a la empresa pública, el alcalde David Bote y el presidente de Mataró Audiovisual Juan Carlos Jerez han recibido a Burgada en el Ayuntamiento. Al término del encuentro, han llevado a cabo una comparecencia conjunta ante los medios donde el flamante director ha expuesto las líneas maestras de su proyecto.  

Durante su intervención, en que cada frase parecía estar pensada y milimetrada, Burgada ha dejado claro que plantea centrarse en el relanzamiento de las dos expresiones audiovisuales principales del conglomerado, es decir Mataró Ràdio y “la televisió de Mataró”, que es como le llama la gente al canal que formalmente tiene por nombre Mataró Televisió, usando en realidad el nombre de la histórica televisión privada que funcionó en la ciudad desde 1984. Este acabó fusionándose con la emisora pública Maresme Digital TV en 2010, dando lugar a  m1tv, que posteriormente mutó a Mataró Televisió cuando se integraron la radio y la tele públicas en 2017. Como es obvio, tantos cambios en el nombre han generado una gran confusión entre la audiencia, de manera que el aspecto del ‘naming’ de la televisión pública local ha quedado claro que habrá que ser replanteado. 

La apuesta de Burgada, pues, es clásica en el sentido que no pretende dar la batalla de la inmediatez en lo digital ni tampoco reforzar el área de producción de contenidos para el propio Ayuntamiento u otras empresas. No, ahora, aquí, de lo que se trata es de hacer más y mejor periodismo al servicio de la ciudad, ha venido a decir. “Tenemos que ser lo más útiles posibles a la ciudadanía y ser los medios de la ciudad, no del gobierno ni tampoco de la oposición. Ser un referente”, ha aseverado. 

Una televisión y una radio “con alma”

En su parlamento, Burgada subrayó que es la primera vez que es posible reunir en una misma empresa un ente bien estructurado como Mataró Audiovisual con un proyecto televisivo “con alma”, como le gusta decir a él, rememorando el perfil de Televisió de Mataró (TVM), donde se forjó como periodista antes de dar el salto a la agencia de noticias ACN, en 2008. La extinta TVM, a pesar de sus estrecheces económicas y las dificultades técnicas, consiguió durante sus 25 años de funcionamiento un meritorio capital social en la ciudad, erigiéndose como un referente dentro de las televisiones locales catalanas.  

Precisamente el nuevo director, consciente de la fragilidad del sector de la televisión local en toda Cataluña admitió que muy probablemente en estos momentos se juegue la última oportunidad de enderezar el rumbo y dar sentido a estas apuestas públicas que siguen haciendo los principales ayuntamientos del país. Y sabe -lo ha expresado con claridad- que para dotar de sentido el ente público de radiotelevisión local y salir de la irrelevancia actual tendrá que buscar muchas complicidades, tanto con los otros medios locales como con las empresas y entidades de la ciudad.

Sostenibilidad económica, sinergias con el TecnoCampus y adaptación a las nuevas pautas de consumo  

El presidente de Mataró Audiovisual, el concejal Juan Carlos Jerez, intervino antes que Burgada y le puso deberes, de sobras conocidos por el nuevo director. El primero es obvio: conseguir definitivamente la viabilidad económica del proyecto, que en los últimos tiempos ha requerido de constantes inyecciones económicas extraordinarias para cerrar a cero las cuentas anuales.  

El segundo, enraizar mucho más los medios de Mataró Audiovisual en el seno de la institución que acoge sus instalaciones, el TecnoCampus. Desde 2017 efectivamente la televisión y la radio de Mataró están físicamente en el parque tecnológico, pero las sinergias entre uno y otro ente son casi inexistentes y eso que uno de los estudios universitarios estrella es el Grau de Mitjans Audiovisuals, una versión práctica del clásico grado de Comunicación Audiovisual.  

El tercer reto, común a cualquier otro operador de radio y televisión del momento, es adaptar la producción de Mataró Audiovisual a las nuevas pautas de consumo de los teleespectadores, basado en los servicios a la carta y en el uso del teléfono móvil en detrimento del televisor convencional. 

La necesidad de reflotar los dos canales

Fuentes municipales admiten que desde el principio del presente mandato, en 2019, se quería dar un empuje a Mataró Audiovisual con un relevo en la dirección del ente, que hasta el momento ha funcionado con un tándem entre el jefe de contenidos, Pep Andreu, y la gerente, Mei Ros, para quien este viernes tanto Bote como Jerez y Burgada han tenido palabras de gratitud.

El gobierno municipal no estaba satisfecho ya entonces ni de los resultados económicos ni de la falta de proyección del ente en el conjunto de los medios de la ciudad. Pero por distintos motivos no ha sido posible llevar a cabo el recambio hasta ahora, proceso que se ha hecho mediante un concurso público como marca la ley del audiovisual vigente. De todos modos, desde el gobierno municipal se asume que el momento presente, que es de “volver a empezar” después de la fase aguda de la pandemia, es un buen momento para relanzar especialmente la televisión.  

Noticias relacionadas

¿Cómo se plasmará el cambio en la dirección a corto plazo? De momento Oriol Burgada anunció un refuerzo de la programación televisiva de la tarde -eso es, el magazine ‘Mataró al dia’, que desde el inicio de la pandemia tiene un formato reducido y se presenta desde el estudio de radio- así como del fin de semana, donde por el momento no se llevan a cabo servicios informativos ni en la televisión ni en la radio. Un plan estratégico que empezará a redactarse en breve será el elemento clave a partir del cual definir cambios de más calado en la radiotelevisión pública local. De momento, esto sí, la nave ya cuenta con un nuevo y experimentado  capitán, el cual tiene ganas e ilusión para llevarla a nuevos mares y hasta los mejores puertos. 

Más noticias de Mataró en la edición local de EL PERIÓDICO