04 jun 2020

Ir a contenido

Start-up

Plecto escoge España como laboratorio de pruebas del sur de Europa

La 'start-up' danesa, comercializadora de software para que las empresas midan la productividad de sus trabajadores, inicia su expansión en España

Gabriel Ubieto

El consejero delegado de la ’start-up’ danesa Plecto, Kristian Øllegaard.

El consejero delegado de la ’start-up’ danesa Plecto, Kristian Øllegaard. / Cedida (El Periódico)

La 'start-up' danesa Plecto ha escogido España como su laboratorio de pruebas para el sur de Europa y este 2020 ha puesto en marcha un programa piloto de creación de contenidos en el idioma local. Esta compañía, fundada en Aarhus (Dinamarca) y que el 2019 facturó tres millones de euros, se dedica a comercializar software para que las empresas midan el rendimiento y productividad de sus trabajadores, con el fin de aumentarlo. Hasta ahora únicamente operaba en inglés y, con el fin de reforzar su expansión internacional, este 2020 creará contenidos en castellano para el mercado español. La idea es, si funciona, replicar el modelo por otros países del sur de Europa, explican fuentes de la compañía.

El producto de Plecto parte de la gestión de datos para reforzar la consciencia colectiva de la empresa y visualizar los objetivos a alcanzar. Es decir, su software habilita a la dirección que en las diferentes pantallas distribuidas a lo largo de una oficina aparezcan datos de actividad y resultados. Cifras de ventas, evolución de suscriptores, cuántos usuarios fidelizados faltan para alcanzar el objetivo marcado, etc. El uso depende del sector, aunque desde Plecto explican que su producto tiene especial éxito en servicios de banca, atención al cliente o comerciales.

Desde Plecto trabajan todo tipo de métricas, crean contenido 'gamificado' (con lógica de juego) y adaptable a todo tipo de dispositivo, desde una pantalla de ordenador hasta un reloj inteligente. Los trabajadores pueden ir alimentado la estadística y la dirección puede descargar informes periódicos para medir la evolución de resultados. A partir de ahí comercializan su producto adaptado a las empresas, que pagan una suscripción mensual según el volumen de su plantilla. Una empresa que precise 5 licencias paga 80 euros al mes. Actualmente cuentan con 75.000 usuarios en todo el mundo y una plantilla de 37 empleados, distribuida entre Dinamarca, Reino Unido, Estados Unidos y Polonia.

En España trabajan con algunas multinacionales, como IBM, aunque este 2020 esperan dar el salto al tejido empresarial autóctono. "Vamos a ir ajustándonos a la demanda española, pero el objetivo es conseguir un crecimiento del 200% durante el primer año. Confiamos en nuestro producto y en el mercado español", declaran desde la empresa.