INNOVACIÓN

La 'start-up' de impresoras 3D BCN3D capta 2,7 millones de euros

La compañía cuenta con clientes como BMW, Samsung, Louis Vuitton, Nissan, NASA, HTC y Sincrotrón ALBA.

Una impresora 3D de BCN3D.

Una impresora 3D de BCN3D.

Se lee en minutos

La 'start-up' BCN3D, dedicada al diseño, fabricación y venta de impresoras 3D, ha levantado una ronda de financiación de 2,7 millones de euros. La compañía destinará los fondos a expandir su red de ventas y al lanzamiento de nuevos productos.

El origen de la compañía se remonta al 2012, cuando dentro del CIM-UPC nació un proyecto cuyo objetivo era "divulgar la tecnología de impresión 3D, pero con productos de sobremesa", explica a este diario el consejero delegado de la compañía, Xavier Martínez Faneca, que entonces era becario de la fundación.

"La idea era crear un proyecto no de investigación, sino que pudiese facturar. Y lanzamos BCN3D, que entonces creaba y vendía kits de montaje de impresoras 3D", agrega.

La mayoría eran clientes particulares, pero pronto se dieron cuenta de que había una demanda creciente de pequeñas y medianas empresas que querían tener una impresora 3D no industrial, sino que cupiese en el escritorio para fabricar piezas prototipos. Por ello, en el 2015 lanzaron al mercado su primera impresora 3D completa de escritorio, la Sigma. Además, introdujeron en esta una nueva tecnología (IDEX) que permitía introducir dos materiales diferentes, y que les daba un plus frente a la competencia. Después, llegaría una versión de mayor tamaño de la máquina, la Sigmax.

El equipo de BCN3D.

"Hemos vendido ya más de 5.000 impresoras 3D tanto Sigma como Sigmas en todo el mundo, principalmente en Europa y EEUU", señala el directivo, que remarca que cuentan con 60 puntos de venta operando en todo el mundo. Entre sus clientes están BMW, Samsung, Louis Vuitton, Nissan, NASA, HTC Sincrotrón ALBA.

Noticias relacionadas

En los últimos tres años, facturaron 2,4, 2,7 y 3,4 millones. Ahora, tras alcanzar un tamaño suficiente, han cerrado su primera ronda de financiación 'seed', de 2,7 millones, en la que han participado los fondos JME Venture Capital, Accurafy4 Victoria. Además, se ha escindido del CIM-UPC como empresa independiente: la fundación mantiene una participación minoritaria, mientras que la mayoría del capital está en manos de los socios fundadores (Martinez Faneca, Roger Antunez, Pol Domenech, Marc Felis, José Antonio Ortega, Eric Pallares y Roger Uceda). En la empresa, con base en Castelldefels, trabajan 50 personas.

"La ronda servirá para fortalecer nuestra red de distribución y hacer acciones de márketing que nos permitan ampliar los clientes, y en invertir en proyectos de I+D para lanzar nuevos productos y la continuación de las impresoras Sigma y Sigmax", anuncia el consejero delegado. Los nuevos productos comenzarán a llegar al mercado el próximo año.