Colocado por Carmena

El mural feminista de Madrid se queda gracias al voto de Cs

El partido naranja rectifica y propicia que los rostros del quince mujeres decoren el polideportivo de La Concepción

Un hombre pasa por el mural feminista en el polideportivo municipal de la Concepción, en Madrid.

Un hombre pasa por el mural feminista en el polideportivo municipal de la Concepción, en Madrid. / Oscar Canas (EUROPA PRESS)

Se lee en minutos

Efe

El pleno del Ayuntamiento de Madrid ha aprobado este martes, gracias al apoyo de Ciudadanos (Cs), mantener el mural feminista en un polideportivo de la capital, después de que el propio partido naranja respaldase la semana pasada la retirada del mural, a instancias de Vox, en el pleno del distrito madrileño de Ciudad Lineal. 

La propuesta de Vox era retirar este mural feminista, con los rostros de quince mujeres como Rigoberta Menchú, Rosa Parks, Federica Montseny o Frida Kahlo, del polideportivo de La Concepción para sustituirlo por otro con figuras de deportistas paraolímpicos, cinco hombres y cinco mujeres. 

La polémica se desató después de que PP y Cs apoyaran la propuesta de Vox en el pleno del distrito la semana pasada, y después de que el alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, defendiera que "tan democrática" fue la decisión de poner el mural como la de quitarlo, "sin que sea un ataque al feminismo". 

El pleno municipal de ayer ha aprobado, con el voto favorable de Más Madrid, PSOE y Cs, una moción de urgencia para mantener el mural del polideportivo de La Concepción. 

Una "rectificación" que la vicealcaldesa y portavoz de Cs, Begoña Villacís, ha justificado alegando: "No me gusta el mural, pero no se trata de lo que a mí me gusta (...) quiero un Madrid que recoja su feminismo, mi feminismo, el feminismo de Vox, el feminismo del PP y todos los feminismos". 

Villacís ha criticado que en el mural "sólo están aquellas mujeres que defienden el feminismo y que además son de izquierdas", lo que ha calificado de "retrógrado" y "patrimonialista". 

"Me pregunto por qué no están otras mujeres, también abanderadas del feminismo, que han defendido otra ideología", ha añadido, citando a Margaret Thatcher, Concepción Arenal y Santa Teresa de Jesús. 

La edil de Vox, Arantxa Cabello, cargó duramente contra Villacís, a quien acusa de mostrar "una falta de moral, ética y lealtad" hacia el concejal del distrito de Ciudad Lineal, Ángel Niño (Vox), que votó por la retirada del mural. 

"La izquierda, hablando de estos temas, están defendiendo el pensamiento único (...) huelen el miedo, el miedo que ustedes están teniendo a la hora de desacreditar la actuación de un concejal", según Cabello, quien ha censurado un mural protagonizado por mujeres famosas "por tener un fusil en la mano". 

La portavoz del PP Andrea Levy se ha limitado a defender "la autonomía y la descentralización" de las juntas municipales de distrito y sus decisiones "democráticamente" adoptadas, por lo que "si alguien tiene que corregirlas" es ese mismo pleno de distrito. 

La concejala de Más Madrid, Carolina Pulido, celebró la aprobación de la moción, si bien alertó de que Cs "nunca se ha creído eso de la igualdad" y que cambió de postura tras comprobar que "no han calculado bien". 

"Su cruzada contra las mujeres les va a salir cara", advirtió Pulido, para quien el Ayuntamiento, que en las próximas semanas suprimirá su Dirección General de Igualdad en una reestructuración organizativa, sufre "un grave retroceso en lo que a políticas de igualdad se refiere". 

Para la socialista Enma López, Villacís se ha "arrepentido" tras ver "la factura" de su posición inicial, ejemplificada en la multitudinaria manifestación en defensa del mural el pasado domingo, y la acusó de "intentar blanquear su odio hacia las mujeres". 

Noticias relacionadas

El mural, de la etapa de Manuela Carmena, fue aprobado entonces por unanimidad en la junta del distrito, con el apoyo de PP y Ciudadanos. 

Vox ha cargado contra tres mujeres del mural: Liudmila Pavlichenko, "francotiradora del ejército rojo, símbolo de la propaganda comunista"; Kanno Sugako, "ideó una revolución violenta en su país" y Comandanta Ramona, "comandante del ejercito zapatista de liberación, utilizó entre sus filas a niños soldados".