Ir a contenido

comunidad de madrid

La alcaldesa de Móstoles cede y revoca a su hermana tras contratarle a dedo

La presión del PSOE, de los ciudadanos y de los medios provoca la maniobra de Noelia Posse

Laura había sido elegida como cargo de libre designación para dirigir las redes sociales del Consistorio

El Periódico

La alcaldesa de Móstoles cede y revoca a su hermana tras contratarle a dedo

La alcaldesa de Móstoles, Noelia Posse, ha cedido ante la presión y ha terminado cesando este jueves a su hermana Laura, a quien había contratado a dedo como coordinadora de mensajes y redes sociales en el Consistorio. El cargo estaba remunerado con 52.000 euros brutos al año.

Posse ha pedido disculpas a los vecinos pero defiende que su hermana es "una persona capaz, profesional y que hubiese sido un activo incuestionable para esta ciudad". "Ha coincidido que es mi hermana", lamenta en su nota.Tras defender que la revocación del nombramiento es un "acto de humildad y sinceridad" y "no una rectificación", argumenta que con él quiere ser "coherente".

El decreto de Alcaldía detallaba las características de este puesto creado 'ad hoc'. En concreto, Laura Posse era designada como "personal funcionario de empleo eventual", de conformidad a lo establecido en el artículo 104.2 de la Ley 7/1985, de 2 de abril, de Bases de Régimen Local y de acuerdo con lo previsto en el artículo 104 (bis), 1 f) de la misma Ley de Bases.

Presión política y popular

Aunque la primera edil descartaba esta revocación, la presión política, popular y mediática ha resultado efectiva. La alcaldesa, como ha adelantado la Cadena Ser y han confirmado fuentes municipales a Europa Press, ha cambiado de opinión después de que el secretario general del PSOE-M, José Manuel Franco, le pidiera el miércoles que diera marcha atrás por una "cuestión estética".

La primera edil también había sido pitada y abucheada por los vecinos, al asistir al pregón de este municipio madrileño:

Otra polémica

Este no ha sido el único nombramiento de un familiar de la regidora en el Consistorio. Su tío era hasta junio funcionario del área de Cultura y ahora pasa a ser director técnico administrativo de Deportes, con un complemento salarial de "1.607 euros al mes".

Aquí, la primera edil también defendió su labor destacando que lleva "40 años trabajando el Ayuntamiento" y que tiene una "trayectoria deportiva intachable", negando que se necesite una titulación específica para ocupar este cargo.