Ir a contenido

SOLUCIÓN FINAL

Las dos familias desahuciadas de Argumosa 11 aceptan un aval para poder alquilar una vivienda

Se completará con una ayuda económica para pagar el arrendamiento durante seis meses

Europa Press

Vecinos reunidos en la calle Argumosa intentan detener un desahucio. 

Vecinos reunidos en la calle Argumosa intentan detener un desahucio.  / Twitter

Dos de las familias desahuciadas de Argumosa 11, que tuvieron que recurrir a los hostales ofrecidos por el Ayuntamiento de Madrid, han aceptado la solución propuesta por el área de Familias, Igualdad y Bienestar Social, con José Aniorte a la cabeza, que pasa por un aval de la entidad Provivienda para que puedan alquilar un piso del mercado libre, así como una ayuda para el pago del alquiler, que se prolongará durante seis meses, han informado fuentes municipales a Europa Press.

Aniorte se ha reunido este martes con Pepi y Rosi, de Argumosa 11, para ofrecerles una solución a su problema de vivienda. Ambas vecinas, que estaban en una pensión desde el pasado mes de febrero, cuando fueron desahuciadas, han aceptado la oferta hecha por el Gobierno municipal.

Se trata de una ayuda económica durante seis meses para el pago del alquiler con fondos del departamento de servicios sociales del distrito Centro y un aval de Provivienda, que servirá para que las dos familias puedan optar a un alquiler

El área de Gobierno se ha comprometido con las dos familias a ayudarles en la búsqueda de una vivienda lo más próxima posible a Lavapiés. Además harán de intermediarios para organizar una reunión entre las entidades que están apoyando a las familias de Argumosa 11 y el concejal delegado de Vivienda, Mariano Fuentes, para que puedan exponer sus consideraciones sobre la situación del sector en Madrid.

Preservar la unidad familiar

Fuentes municipales han indicado que el pasado 1 de julio, cuando el delegado José Aniorte se reunió por primera vez con las familias, éstas les comunicaron su voluntad de mantener la unidad familiar quedándose todos juntos. Es por ello que la opción planteada y aceptada pasa por ayudarles a alquilar un piso privado.

Estas familias transmitieron al delegado que otro de sus problemas pasaba por no tener avalista, lo que se ha solventado con Provivienda. Tampoco obviaron la dificultad de encontrar un piso en alquiler en Lavapiés por el alto precio. El Gobierno se ha comprometido a ayudarles con el pago del alquiler durante seis meses y a buscar un piso cercano al barrio.

"Hoy hemos ofrecido una solución de alojamiento estable a las familias de Argumosa 11 y ellas la han aceptado. Les agradezco la buena disposición. Trabajamos para evitar los desahucios y que todas las familias tengan una vivienda digna", ha destacado José Aniorte a través de su cuenta de Twitter.