Comunicado político de la cumbre

La OTAN denuncia en Madrid la "terrible crueldad" de Rusia y reivindica la democracia

Un momento de la preparación para la foto de familia de la Cumbre de la OTAN en Madrid.

Un momento de la preparación para la foto de familia de la Cumbre de la OTAN en Madrid. / José Luis Roca

3
Se lee en minutos
Juan José Fernández

La denuncia de la "terrible crueldad" de Rusia y la reivindicación de la democracia, la libertad individual, los derechos humanos, el imperio de la ley y el "orden internacional basado en reglas" son los dos principales elementos con que este miércoles en Madrid han construido los 30 líderes de los países de la OTAN su principal declaración política. El comunicado de la cumbre, documento que flanquea al Concepto Estratégico de Madrid, ha hecho una condena de la "guerra de agresión" rusa contra Ucrania, que califican de "catástrofe humanitaria" y de "inmenso sufrimiento".

Los aliados incluso se animan a declarar que están buscando la manera de responsabilizar a los culpables "de crímenes de guerra", como si fuera a haber algún día un Nüremberg contra Putin y sus generales. Entre esos crímenes, haber "exacerbado una crisis alimentaria y energética, afectando a miles de millones de personas".

Desde Madrid han enviado un mensaje: "Rusia debe detener inmediatamente esta guerra y retirarse de Ucrania". Y han formulado un compromiso: "Seguiremos contrarrestando las mentiras de Rusia y rechazando su retórica irresponsable", que es una forma moderna y no buscada de recoger, salvando las distancias, el espíritu fundacional de 1949, año inicial de la guerra fría.

Momento crítico

"Nos hemos reunido en Madrid cuando la guerra ha retornado al continente europeo", declaran solemnemente los jefes de Estado y de Gobierno de la Alianza en el comunicado político de la cumbre. Y con ello ponen en el frontis de su proclama el oscuro elemento histórico que sobrevuela toda la reunión. Es para los 30 líderes un "momento crítico" ante el cual reafirmar la unidad, y subrayar la vigencia de la Alianza: "La OTAN -dice la declaración- sigue siendo la base de nuestra defensa colectiva y el foro esencial para las consultas y decisiones de seguridad entre los aliados".

Nada pues de muerte cerebral de la organización. "Nuestro compromiso con el Tratado de Washington, incluido el artículo 5, está hecho de hierro", afirman los aliados. Y ese compromiso se puede hacer valer "en todas las direcciones estratégicas".

Pese a que la Alianza Atlántica considera a Rusia "la amenaza más significativa y directa", también tilda de "directa" a la amenaza del terrorismo, contra el que se dispone a luchar "con determinación y solidaridad".

Ucrania y China

Solo un apellido aparece en los 22 puntos del comunicado: Zelenski. Es un detalle insólito el que esta proclamación tiene para el líder ucraniano, cuya participación en la cumbre, en la mañana de este miércoles ha sido ocasión para aplaudir su "heroica defensa de su país".

Contra cualquier previsión de cesiones territoriales, los líderes de la OTAN se han reafirmado en su apoyo a la integridad territorial de Ucrania y se han conjurado en proveer ayuda al país invadido: "Le asistiremos adecuadamente", dicen en su comunicado, antes de afirmar que reforzarán a largo plazo la interoperabilidad (con la Alianza) de su sector de defensa.

La proclama de Madrid tiene palabras también para China, que, dice, "desafía nuestros intereses, seguridad y valores y busca erosionar el orden internacional basado en reglas".

Hard power

Ante esta situación, descrita tan severamente lejos del soft power del que quiso hacer gala la Alianza en Lisboa hace doce años, los líderes de la OTAN prometen una defensa que vigila en 360 grados, y en "todas las pulgadas del territorio aliado".

Tal y como se venía anunciando, la OTAN ha confirmado en su declaración política que reforzará su flanco este elevando el grosor de sus fuerzas, de grupos de batalla a brigadas. De la necesidad de construir una disuasión firme ante Rusia nacerá "una nueva generación de planes militares", una prevención de cualquier agresión que "niegue a cualquier potencial adversario el éxito en sus objetivos".

Noticias relacionadas

Los líderes de la OTAN, además, han mostrado su intención de reforzar la resiliencia de cada país en el campo de la seguridad energética, contra los ataques cibernéticos o híbridos. A partir de ahora, habrá maniobras militares no solo en el terreno físico, también en el ciberespacio.

El comunicado recoge, además, la determinación para acelerar la innovación en la industria de defensa y afrontar el reto del cambio climático reduciendo emisiones.