Ir a contenido

CATÁSTROFE AÉREA

Ethiopian Airlines reconoce similitudes entre los accidentes de Boeing de Etiopía e Indonesia

En octubre del 2018, otro aparato del mismo modelo se estrelló con 189 personas a bordo

Europa Press

Tarjeta de embarque del vuelo ET 302 de Ethiopian Airlanes, siniestrado en Bishoftu (Etiopia).

Tarjeta de embarque del vuelo ET 302 de Ethiopian Airlanes, siniestrado en Bishoftu (Etiopia). / FOTO: REUTERS / TIKSA NEGERI

El consejero delegado de la aerolínea Ethiopian Airlines, Tewolde Gebremariam, ha reconocido que existen muchas similitudes en las circunstancias del siniestro del domingo 10 de marzo en el país africano con el ocurrido en Indonesia con el mismo modelo de avión, el 737 MAX 8, el año pasado.

Gebremariam ha puntualizado que los resultados finales del análisis de las circunstancias del siniestro tardarán en conocerse algunos días porque las dos cajas negras dado que las dos cajas negras están siento examinadas en Francia. "Hemos enviado una delegación de seis personas a Francia y ahora están trabajando en ello", ha añadido el consejero delegado en relación a la investigación del siniestro, en el que murieron los 157 ocupantes del vuelo.

El accidente ha llevado a decenas de países y compañía aéreas de todo el mundo a suspender los vuelos de este modelo de aeronave de Boeing, siniestrado anteriormente en octubre de 2018 en Indonesia, causando la muerte de 189 personas en el vuelo JT610 de Lion Air.

El consejero delegado ha asegurado que las circunstancias eran muy parecidas al siniestro de Lion Air. "Es una situación muy difícil, se parece al de Lion Air, porque solo duró seis minutos. Un lapso de tiempo muy, muy corto. Hay un parecido claro entre nuestro siniestro y el otro", ha añadido en rueda de prensa recogida por la agencia oficial de noticias china 'Xinhua'.

Funeral simbólico

Estas conclusiones se transmitieron el mismo día en que Etiopía celebró un funeral simbólico y masivo, para recordar a las víctimas del accidente. El servicio funerario fue celebrado en el cementerio de la iglesia Saint Trinity de la capital, en presencia de miles de personas, entre ellas familiares y amigos de las víctimas, así como personal de Ethiopian Airlines.

Como ningún cuerpo ha sido recuperado tras el accidente, las autoridades recogieron tierra de la zona del siniestro y cada familiar enterró un kilo de modo que cada víctima tendrá ahora una lápida marcada con su nombre en este espacio. Un total de 17 ataúdes vacíos envueltos con la bandera nacional fueron llevados en una marcha fúnebre por la capital, donde se vivieron escenas de tensión con el desmayo de algunos de los familiares de las víctimas.