21 feb 2020

Ir a contenido

Labores de rescate

Un sismo sorprende a mineros polacos a 770 metros de profundidad

Un minero sigue desaparecido tras el movimiento telúrico de 4,9 grados y siete más han sido trasladados a un hospital para ser sometidos a exámenes

El Periódico

Entrada de la mina de cobre Rudna en Polkowice al sur de Polonia  EFE Aleksander Kozminski 

Entrada de la mina de cobre Rudna en Polkowice al sur de Polonia  EFE Aleksander Kozminski  / EPA/PAP

Un minero sigue desaparecido después de que un yacimiento de cobre en Rudna (oeste de Polonia) se viera afectado por un seísmo de 4,9 grados en la escala de Richter, así lo informó la compañía responsable KHHM.

En la zona, según la compañía, se encontraban 32 personas, y siete mineros han sido trasladados a un hospital para ser sometidos a exámenes, aunque su vida no corre peligro. Los equipos de rescate trabajan desde esta tarde en la búsqueda del último de los nueve mineros que habían quedado atrapados en una galería situada a unos 770 metros de profundidad.

"Rescatistas siguen con la búsqueda de un minero desaparecido tras un temblor ocurrido en una mina de cobre en Rudna (oeste de Polonia)", anunció en Twitter el grupo propietario, KGHM.

La mina Rudna, situada al norte de Polkowice en Baja Silesia, es la mina de cobre más grande de Europa y una de las mayores del mundo. Tiene once pozos, el más profundo llega a 1.244 metros.

Los trabajos de rescate

"Una operación de rescate está en curso para localizar al último minero desaparecido en Rudna. Dos personas están en el hospital", añadió la empresa en Twitter. La portavoz de KGHM Lidia Marcinkowska-Bartkowiak agregó a la prensa que los dos hospitalizados "al parecer tienen fracturas en sus piernas"

"Once personas se encuentran en revisión médica. Nadie está herido de gravedad", agregó, según la agencia polaca de noticias PAP, esto luego de que al inicio se habían dado por desaparecidos 14 mineros, pero once grupos de rescatistas, el equivalente de medio centenar de personas, buscaron y rescataron a los otros mineros.

En total, 32 personas se encontraban en la zona afectada por el temblor, que se produjo a una profundidad de 770 metros, en donde se estimó su fuerza en siete grados en la escala utilizada por la industria minera, que llega a 10.