Ir a contenido

Incidente "deliberado", según la Policía

El aeropuerto de Gatwick reanuda algunos vuelos tras el caos provocado por unos drones

La interrupción de la actividad desde este miércoles ha contabilizado más de 100.000 pasajeros afectados

El Periódico / Agencias

Reabierto el aeropuerto de Gatwick tras un ataque con drones. / KIRSTY WIGGLESWORTH (AP / VÍDEO: ATLAS)

Algunos vuelos en el aeropuerto londinense de Gatwick se reanudaron este viernes después del caos del jueves provocado por la presencia de unos drones en la pista, que obligó a la suspensión de los despegues y aterrizajes.

Un portavoz del aeródromo señaló que la pista se reabrió sobre las 06.30 GMT y que un "limitado número de vuelos" operarán este viernes en Gatwick, donde la interrupción de la actividad ha contabilizado más de 100.000 pasajeros afectados en plena temporada de vacaciones navideñas.

El Ejército británico se sumó este jueves a la búsqueda de la persona que ha operado por control remoto estos vehículos, después de que las fuerzas del orden no pudieran localizar al responsable.

El aeropuerto ha recomendado a los pasajeros que se pongan en contacto con sus aerolíneas antes de acudir a la terminal aérea y advirtió de que se esperan retrasos y cancelaciones de vuelos.

Drones desde este miércoles

La Policía informó anoche de que se observaron drones hasta 50 veces durante un periodo de 24 horas desde el miércoles por la noche, cuando debieron suspenderse los vuelos.

El Gobierno británico dispuso anoche el levantamiento de algunas restricciones nocturnas de vuelos en algunos aeropuertos británicos para minimizar las consecuencias del incidente en Gatwick.

"Una de las cosas que haremos es levantar temporalmente las restricciones de vuelos nocturnos en otros aeropuertos para que más aviones puedan llegar e irse del país", señaló anoche el titular británico de Transportes, Chris Grayling.

Incidente "deliberado"

El aeropuerto, ubicado a las afueras de Londres y por el que pasan más de 32 millones de pasajeros al año, tenía programados para el jueves 765 vuelos y se esperaba que pasasen 110.000 personas.

El caos obligó a Gatwick a desviar desde el miércoles vuelos a otros aeropuertos e, incluso, a ciudades como París y Ámsterdam.

La Policía de Sussex, sur de Inglaterra, donde está Gatwick, admitió que este ha sido un incidente "deliberado" para alterar la actividad operativa en el segundo aeropuerto británico. Las fuerzas del orden han calificado el trabajo para localizar a los responsables de "minucioso", "difícil" y de "desafío".