Ir a contenido

VIOLENCIA SEXUAL EN INDIA

Un popular gurú indio condenado a cadena perpetua por violar a una menor

Asaram Bapu, que alega tener millones de seguidores en todo el mundo, tiene pendiente otro proceso judicial por violar a otras dos mujeres en el 2002 y el 2004

Foto de archivo de la policía escoltando al gurú Asaram Bapu después de su arresto en el 2013 por la denuncia de violación.

Foto de archivo de la policía escoltando al gurú Asaram Bapu después de su arresto en el 2013 por la denuncia de violación. / Reuters

El gurú espiritual indio Asumal Harpalani, también conocido como Asaram Bapu, uno de los más influyentes del mundo, ha sido condenado a cadena perpetua por un tribunal de la ciudad de Jodhpur, en el estado de Rajastán, por violar a una joven de 16 años en el 2013 en uno de sus centros de meditación. Bapu, de 77 años, afirma tener millones de seguidores en todo el globo, con 400 centros repartidos alrededor del mundo donde enseña meditación y yoga. 

La decisión judicial ha puesto la ciudad de Jodhpur bajo fuertes medidas de seguridad, ante la preocupación de que el fallo desate la violencia por parte de sus seguidores, después de que el año pasado la condena por violación de otro gurú provocara una ola de protestas que se saldó con 39 muertos

El caso pone de manifiesto la fascinación de la sociedad hindú india con los gurús espirituales, que ejercen una inmensa influencia por su capacidad de movilizar a millones de seguidores, acumular fondos libres de impuestos y recibir favores de la clase política. 

Espíritus malignos

El crimen se remonta a agosto del 2013, cuando  una joven de 16 años presentó una denuncia contra el gurú, acusándole de haberla violado en el centro de meditación de Bapu en Jodhpur, al que había acudido con sus padres. La adolescente acudió a Bapu para deshacerse de unos supuestos espíritus malignos que la perseguían, y denunció que este la obligó a realizarle sexo oral y después la amenazó con matar a su familia si hablaba del incidente. 

En India, la ley que protege a los menores de las ofensas sexuales contempla penas de prisión perpetuas y ha sido recientemente modificada para incluir la pena de muerte en los casos de violación a niñas menores de 12 años. El crimen conlleva una pena mínima de 10 años. 

"Nada puede compensar el trauma por el que la víctima y la familia han tenido que pasar" ha declarado el abogado de la acusación, que esperaba la sentencia máxima para el gurú. 

Recurso de apelación

El equipo legal Asaram Bapu, al que también se le ha acusa de violar a otras dos mujeres entre el 2002 y el 2004, ha anunciado que no descartan presentar un recurso de apelación a la sentencia.

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.