09 jul 2020

Ir a contenido

Starbucks y Airbnb ofrecen empleo y alojamiento a afectados por el veto de Trump

"El sueño americano ha sido puesto en cuestión", denuncia el presidente de la cadena de cafeterías

El cartel de un local de Starbucks en Shanghái, en una imagen de archivo.

El cartel de un local de Starbucks en Shanghái, en una imagen de archivo. / AP / EUGENE HOSHIKO

Alojamiento gratuito y empleo para aquellos inmigrantes refugiados a los que se ha vetado la entrada en EEUUAirbnb y Starbucks son las primeras compañías estadounidenses en aportar respuestas concretas al controvertido decreto firmado el viernes por Donald Trump y calificado de "injusto" por los propietarios de esas empresas.

La cadena de cafeterías Starbucks va a contratar a 10.000 refugiados los cinco próximo años, según se comprometió este domingo por escrito su presidente y consejero delegado Howard Schultz. Se beneficiarán de esa medida personas que hayan huído de guerras, persecuciones y discriminaciones.

En EEUU, Starbucks va a empezar por contratar a refugiados que hubieran trabajado para el Ejército estadounidense como intérpretes. "Vivimos en un periodo sin precedentes, un momento en el curso del cual la promesa del sueño americano ha sido puesta en cuestión", ha añadido Schulz.

PROGRAMA PARA CATÁSTROFES

Por su parte, Airbnb propone alojamiento gratuito para personas afectadas por el veto, tanto refugiados como pasajeros, que se encuentres bloqueados en aeropuertos. "Airbnb ofrece un alojamiento gratuito a los refugiados y a toda persona a la que se ha prohibido la entrada en EEUU", ha señalado en su cuenta de Twitter, Brian Chesky, presidente y director general de la compañía. "Contáctennos si tienen necesidad de alojamiento", ha afirmado. Para esta medida, van a recurrir a su programa de catástrofes naturales, en que ofrece alojamiento para personas desplazadas. 

"Abrir fronteras nos acerca. Cerrarlas divide un poco más aún a EEUU. Encontremos los medios para poner en contacto a la gente y no para separarlas", ha afirmado.