Ecuador acuerda conceder asilo a Julian Assange

El Reino Unido afirma que su obligación es entregarle a las autoridades suecas

La reunión de la Organización de Estados Americanos acaba con una nueva convocatoria para este viernes a la noche

Ciudadanos ecuatorianos protestan ante la embajada británica en Quito por las amenazas del Reino Unido, anoche.

Ciudadanos ecuatorianos protestan ante la embajada británica en Quito por las amenazas del Reino Unido, anoche. / Dolores Ochoa (AP)

Se lee en minutos

ElGobierno de Ecuador ha decidido conceder asilo político al fundador de Wikileaks, el australiano Julian Assange, que lleva ocho semanasrefugiado en la embajada de ese país en Londres después de que la justicia británica autorizara suextradición a Suecia, donde debe afrontar un juicio por presuntosabusos sexuales. El ministro ecuatoriano de Exteriores, Ricardo Patiño, ha anunciado la decisión en una rueda de prensa en Quito en la que ha señalado que el Gobierno ha basado su decisión en elderecho internacional y en en el hecho de que creen que la vida de Assange correpeligro si finalmente es extraditado a Estados Unidos. Según Patiño, Assange no tendría un juicio justo en EEUU.

Esta decisión comportará un incremento aún mayor de la tensión entre Ecuador y Reino Unido después de que el Gobierno de David Cameron advirtiera anoche de que podríaasaltar la legación ecuatoriana para detener a Assange y cumplir así la orden judicial de extraditarlo a Suecia. El Ministerio de Exteriores británico ha señalado, poco antes de conocer la decisión de Ecuador, que no autorizará la salida de Assange de la embajada ecuatoriana en Londres.

"Bajo la ley británica, podemos avisar con una semana de antelación antes de entrar en las instalaciones y la embajada dejaría de tener protección diplomática", avisó el miércoles el Ministerio de Exteriores británico. Esta advertencia ha tensado las relaciones con Ecuador. El Ejecutivo de Quito ha mostrado su malestar y ha advertido de que consideraría un "acto hostil e intolerable" y una "violación de la soberanía" el asalto a su embajada. Si esto se produjera, Ecuadro se vería forzado a "responder por la vía diplomática más dura", ha señalado el ministro de Exteriores ecuatoriano, Ricardo Patiño.

El Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA) se ha reunido en Washington en una sesiónextraordinaria para tratar sobre "la situación entre Ecuador y el Reino Unido". La representante de Ecuador ante la OEA,María Isabel Salvador, ha explicado que la reunión extraordinaria fue solicitada por su país tras las "amenazasvertidas explícitamente por el Gobierno británico", que Salvador califica de "inadmisibles" y que, según ella, constituyen "un actohostil", a la vez que acusaba al Reino Unido de "violar normas del derecho internacional". 

Finalmente, la OEA ha decidido convocar unanueva reuniónelviernes a las 15.00(las 21.00 hora peninsular española) para votar la propuesta de resolución presentada este jueves por Ecuador, que pide convocar una nueva cita de cancilleres el próximo 23 de agosto a las 10.00 (16:00 hora peninsular española)

Violación del arresto domiciliario

Un portavoz del Ministerio británico de Asuntos Exteriores indicó que este Gobierno "cumplirá" con su obligación de entregar a Suecia al periodista australiano y que "la decisión del Gobierno ecuatoriano no cambia eso". "En virtud de la legislación del Reino Unido, y agotadas ya todas las apelaciones, el Gobierno está obligado a extraditar a Suecia" al activista australiano, refugiado en la Embajada ecuatoriana de Londres desde el pasado 19 de junio, cuando se personó en ese edificio para solicitar asilo al Gobierno de Rafael Correa.

Te puede interesar

Al refugiarse en la legación ecuatoriana, Assange violó las condiciones de su arresto domiciliario en el Reino Unido y Scotland Yard advirtió que será detenido si abandona el edificio.

Assange, cuya defensa lidera el exjuez Baltasar Garzón, ha pedido asilo político a Ecuador porque teme que Suecia lo puedaextraditar a EEUU, país que le reclama por lafiltración de documentos secretos de la diplomacia estadounidense que podría suponerle unacondena a la pena de muerte. El pirata informático australiano, de 41 años, fue detenido en Londres en diciembre del 2010, precisamente después de que su portal revelara miles de cables diplomáticos confidenciales de Estados Unidos, que pusieron en apuros a varios gobiernos, especialmente al de Washington.