En la Super Bowl

Jennifer Lopez dice que actuar con Shakira fue "la peor idea del mundo"

En su nuevo documental, 'Halftime', que Netflix estrenará el día 14, la reina de Bronx destapa todos los inconvenientes detrás de su histórica actuación junto a la colombiana

Jennifer Lopez y Shakira durante su actuación musical en la media parte de la Super Bowl de 2020.

Jennifer Lopez y Shakira durante su actuación musical en la media parte de la Super Bowl de 2020. / INSTAGRAM

2
Se lee en minutos
El Periódico

El pasado miércoles 8 de junio, Jennifer Lopez acudía a la inauguración del Festival de Tribeca de Nueva York, celebrado en el United Palace en Manhattan, muy cerca del Bronx, el barrio donde ella creció. Allí estrenó su nuevo documental, 'Halftime'.

Solo algunos afortunados pudieron ver los primeros fragmentos de la producción, que estará disponible el próximo día 14 de junio en Netflix. En ella la artista cuenta cómo se preparó para su gran actuación en el intermedio de la Super Bowl, uno de los eventos musicales más importantes retransmitidos anualmente en la televisión estadounidense.

JLo compartió escenario con otra gran estrella latina, Shakira. Juntas hicieron historia con su brillante performance, pero Lopez siempre pensó que no era buena idea que ambas cantaran aquel día.

Aunque se trata de un espectáculo grandioso, no es más que el descanso en medio de una competición deportiva, por lo que las artistas disponían solo de seis minutos, un tiempo que la intérprete de 'On the floor' le supo a poco.

"Tenemos seis minutos. Tenemos 30 segundos de una canción, y si nos tomamos un minuto, eso es todo, nos quedan cinco", comienza explicando en el documental.

Así pues, la diva latina recalca que el problema no fue compartir escenario con la colombiana, sino juntar a dos grandes cabezas de cartel para el show. "Tenemos que tener nuestro momento. No va a ser una maldita historia de baile. Esta es la peor idea del mundo, que dos personas actúen en la Super Bowl. Fue la peor idea del mundo", añade.

Además, el documental de Lopez destapa que la directiva del espectáculo quiso vetar una parte de la actuación musical. Durante el problemático fragmento aparecían un grupo de niñas, entre las cuales también se encontraba su hija Emme, atrapadas dentro de unas jaulas. Un gesto con el que la cantante estadounidense quería lanzar un mensaje contrario a la política migratoria del presidente Donald Trump.

Noticias relacionadas

"Recibí una llamada de Benny, mi representante, y me dijo: 'Quieren quitar las jaulas'. Esa noche, los altos mandos de la NFL lo vieron por primera vez y dijeron: 'Oye, no puedes hacer eso'. A lo que ella contestó: 'Sacar las jaulas y sacrificar lo que creo sería como no haber estado nunca allí'. Y dijo: 'Benny, no me importa lo que tengas que hacer, no vamos a cambiar el espectáculo. La Super Bowl es mañana y no vamos a cambiar", recuerda la artista.

A pesar de todo, el show se representó tal y como en un principio se había decidido, con jaulas y sin ningún cambio. Todo salió a las mil maravillas, y aunque la idea de juntar a dos cantantes sobre el escenario sigue sin parecerle acertada a Jennifer Lopez, aquella actuación paso a la historia como uno de los grandes momentos de la Super Bowl, y dio origen al nuevo proyecto documental que ahora estrena.