PAREJA A LA GREÑA

Se complica el divorcio entre Kanye West y Kim Kardashian

  • El rapero exige la guardia y custodia compartida con dos semanas alternas para cada uno de los progenitores y rechaza la petición de una pensión alimenticia para sus cuatro hijos

  • Además el acuerdo prematrimonial no se puede ejecutar, ya que las circunstancias económicas de la pareja han cambiado desde que lo firmaron

Se complica el divorcio entre Kanye West y Kim Kardashian
1
Se lee en minutos
El Periódico

Kanye West le está poniendo las cosas muy difíciles a Kim Kardashian. El rapero ha alertado en las redes que el acuerdo de divorcio no va a ser fácil, tal como se había dicho hasta ahora, incluso van a haber problemas con el contrato prematrimonial firmado hace meses por el polémico matrimonio.

Hace unos meses, Kardashian contrató los servicios de Laura Wesser, una reconocida abogada de Los Ángeles, experta en divorcios, que envió al rapero las duras condiciones de la separación. El empresario ha contestado mes y medio más tarde con una serie de exigencias: pide la guardia y custodia compartida (dos semanas alternas para cada uno de los progenitores) y rechaza la petición de una pensión alimenticia para sus cuatro hijos.

Noticias relacionadas

Según medios estadounidenses, la pareja no se dirigen la palabra y solamente hablan a través de sus letrados. El músico habría incluso cambiado el número del móvil para evitar que la madre de sus hijos se ponga en contacto con él.

En lo que se refiere al acuerdo prematrimonial, las circunstancias económicas de la pareja han cambiado desde que lo firmaron, lo que impide su ejecución: de los 100 millones que poseían en el 2014, han pasado a amasar una fortuna que supera los 2.000 millones de euros. En este sentido, Kardashian es la más beneficiada de esta situación, ya que cobra medio millón por capítulo del 'reality show', durante 20 temporadas, no ha sido precisamente lo que más dinero le ha reportado, pero sí la fama que necesitaba para construir su imperio de belleza, la empresa KKW Beauty, que genera 100 millones de euros de beneficios anuales. Además, hace un año, la presentadora vendió el 20% de su participación a la multinacional Coty por 175 millones de euros.