La 'playlist' de la Euro

Un escocés pelirrojo con lengua de látigo

  • Canción: 'Strachan'

  • Intérprete: The Hitchers

  • País: Escocia

Gordon Strachan, en 2017, durante su etapa como seleccionador escocés.

Gordon Strachan, en 2017, durante su etapa como seleccionador escocés. / Efe / Antonio Bat (EFE)

2
Se lee en minutos
Rafael Tapounet
Rafael Tapounet

Periodista

Especialista en música, cine, libros, fútbol, críquet y subculturas

Escribe desde Barcelona

ver +

Gordon Strachan ha sido siempre un tipo, ummm, singular. Lo fue como jugador -un centrocampista ofensivo bajito y pelirrojo que brilló en el Aberdeen, sufrió por culpa de las lesiones y de Alex Ferguson en el Manchester United y adquirió estatus de leyenda en el Leeds United- y ha seguido siéndolo, en versión corregida y aumentada, en su irregular etapa como técnico. Si vestido de corto despuntó por su habilidad para torturar a los defensas con sus regates y sus pases de gol, en sus años de entrenador se ha especializado en humillar a los periodistas a base de réplicas ingeniosas y mordaces en las que no siempre ha sabido respetar la tenue frontera que separa la ironía elegante de la ofensa gratuita.

Digamos en su descargo que con frecuencia los reporteros se lo han puesto fácil. Por otro lado, es posible que presenciar de cerca cómo el seleccionador escocés Jock Stein moría de un infarto en el banquillo después de un empate contra Gales en un partido de clasificación para el Mundial de 1986 contribuyera a convencer al perspicaz Strachan de que convertir el fútbol en un asunto de enorme gravedad resulta, además de necio, algo peligroso, así que mejor restarle dramatismo a la cosa y poner en evidencia con humor el grotesco vacío que a menudo se esconde detrás de sus hipérboles y sus lugares comunes.  

Un yogur a punto de caducar

Del larguísimo catálogo de respuestas memorables que Strachan dejó en sus años como técnico del Coventry, el Southampton, el Celtic de Glasgow y el Middlesbrough, tal vez mi favorita es la que soltó el día en que, después de perder un partido tras una larga racha de victorias, un periodista le preguntó si sabría encajar el resultado. “Pues no, creo que me voy a desmoronar. Ahora me iré a casa, me convertiré en alcohólico y quizá me arroje desde un puente”. No menos lacerante fue su comentario al ser interrogado sobre los rumores de fichaje del futbolista ecuatoriano Agustín Delgado por el Southampton: “Tengo cosas más importantes en las que pensar. Tengo un yogur en la nevera y me lo tengo que comer ya porque la fecha de caducidad es hoy”. Por no hablar de la hilarante escena que se produjo cuando un reportero le extendió el micrófono y le pidió “una palabra rápida” y el entrenador, alejándose a toda prisa, dijo: “Velocidad”.    

Noticias relacionadas

Entre los méritos de Strachan se halla haber dado título a la que, en opinión del malogrado crítico y radiofonista inglés John Peel, es la mejor canción sobre fútbol de todos los tiempos. El batería y principal compositor de la banda irlandesa The Hitchers, Niall Quinn, hincha del Leeds United, escribió la letra en plena resaca el día después de que su equipo, capitaneado por el jugador escocés, se proclamara campeón de la liga inglesa en abril de 1992. La canción, que no se publicó hasta al cabo de cinco años, es el retrato de una discusión de pareja que se desarrolla en paralelo a la retransmisión de un partido del Leeds. Al parecer, a Gordon le encantó ‘Strachan’. 

Una curiosidad para acabar. Tras la disolución de The Hitchers en 2001, Niall Quinn formó un nuevo grupo, The Pennywhores, que publicaron dos epés y aseguraron haber grabado un elepé titulado ‘Javier Clemente is pulling off his captain!’ (¡Javier Clemente quita a su capitán!) que, desgraciadamente, nunca llegó a ver la luz.